En busca del continente sumergido de Zelandia

Mapa de Zelandia.
Mapa de Zelandia. / GSA Today

Un equipo de científicos de todo el mundo explorará los restos del octavo continente para conocer su historia

LAS PROVINCIASValencia

Científicos internacionales comenzarán la próxima semana una expedición hacia Zelandia, un continente sumergido descubierto a principios de este año, y que representaría el octavo continente de la Tierra. Zelandia tiene un tamaño de cinco millones de kilómetros cuadrados, lo equivalente a una extensión 10 veces mayor que nuestro país. Sin embargo, el 94% del territorio está sumergido bajo el océano Pacífico y solo emergen sus partes más altas: Nueva Zelanda y Nueva Caledonia.

Es por ello, que el continente representa casi un misterio para el mundo. Al menos, hasta las semana que viene, cuando un equipo de 30 científicos de todo el globo inmersos en el Programa Internacional de Descubrimiento Oceánico (IODP) partirá desde Townsville (Australia) hacia Zelandia para perforar el fondo marino a profundidades de entre 1.000 metros y 5.000 metros en seis puntos del continente. Los expertos analizarán los sedimentos acumulados durante millones de años con el fin de intentar reconstruir la historia del continente.

De acuerdo a Peter Blum, investigador de la Universidad A&M de Texas y jefe de la expedición, se trata de la primera expedición oceánica que analiza en detalle la historia de Zelandia y también la más grande que se ha realizado hasta el momento. Hace alrededor de 85 millones de años, Zelandia se deprendió de la Antártida y Australia. Desde entonces la separación entre ambos continentes y el choque con las placas oceánicas han estado alargando y acortando la distancia con Australia.

La expedición cuenta con la participación de una científica española, Laia Alegret, que se encargará de analizar los microfósiles que se recuperen del fondo marino. Según explicó la científica al periódico El País, por el momento solo se sabe que Zelandia estuvo emergida durante un tiempo y después se hundió. «Con este proyecto queremos entender cuándo sucedió y conocer sus movimientos de deriva», explica la paleontóloga.

Fotos

Vídeos