En busca del tesoro

Indonesios durante el 'Panjat Pinang'./Reuters
Indonesios durante el 'Panjat Pinang'. / Reuters

'Panjat Pinang', la celebración de la independencia de Indonesia

IRMA CUESTAValencia

Una fiesta particular

Los indonesios llevan décadas demostrando que cada cual celebra su independencia como quiere. En el mayor archipiélago del planeta lo hacen con lo que sus antepasados bautizaron como Panjat Pinang; una competición que consiste en trepar por un larguísimo tronco embadurnado de aceite. Los jugadores, jóvenes y fornidos, se colocan uno sobre otro hasta alcanzar los regalos que les esperan arriba. Arroz, harina, ropa, bicicletas e incluso, televisores... Artículos que a este lado del mundo pueden no parecer suficiente recompensa para tanto esfuerzo, pero que a cualquier familia pobre indonseia le arreglan la vida.

Cada año, en cada aldea, pueblo y ciudad se talan los nogales más altos y se reservan para el gran día. Pero el Panjat Pinang es mucho más que una diversión. En la república de las 17.508 islas consideran que esta tradición contribuye a fomentar el trabajo en equipo. Como es imposible alcanzar la copa sin ayuda, a los competidores no les queda más remedio que sumar fuerzas y, si hay suerte, repartirse el tesoro.

El dato

72 años hace que Indonesia se independizó de los Países Bajos. Desde entonces, en cada aniversario las calles se cubren de guirnaldas y banderas, los músicos tocan antiguas canciones, los niños se visten de blanco y rojo, los colores de la enseña nacional, y las familias organizan copiosos banquetes para celebrar la fecha en que el general Sukamo proclamó la independencia.

«La unidad y el trabajo mano a mano son requisitos indispensables para que seamos una gran nación» Joko Widodo, presidente de Indonesia

El archipiélago de las 580 lenguas

Indonesia no es solo una nación peculiar porque esté formada por 17.508 islas (se cree que son más, pero no están todas registradas). También es la cuarta más poblada del mundo y, aunque es un estado secular, el 86% de sus 261 millones de habitantes es musulmán, de manera que es también el país islámico más grande del planeta. Aunque si hay algo que sorprende son sus lenguas: nada menos que 580 idiomas y dialectos.

Fotos

Vídeos