Las Provincias

Nueve días de duelo nacional

La comisión organizadora del comité central del Partido Comunista de Cuba anunció la declaración de 9 días de duelo nacional y las actividades para las honras fúnebres. Estaba previsto que los restos de Fidel Castro fueran incinerados ayer, pero las cenizas no serán presentadas a la población hasta mañana; un margen para que la familia lo despida en privado. Mañana, entre las 9.00 y las 22.00, y el martes, entre las 9.00 y las 12.00, en el Memorial José Martí, los habaneros podrán acudir a rendir homenaje al líder fallecido.

Estos mismos días se abrirán libros de condolencias en diversas localidades, incluida la capital, para que los cubanos que así lo deseen puedan «firmar el solemne juramento de cumplir el precepto de la revolución expresado por nuestro líder histórico el Primero de Mayo de 2000, como expresión de la voluntad de dar continuidad a sus ideas y a nuestro socialismo», reseña la nota de prensa.

El martes, pero a las 7 de la tarde, la emblemática Plaza de la Revolución, testigo de muchos de sus largos y apasionados discursos y donde está emplazado el memorial, será el escenario de un acto de masas. El principio de la despedida para el hombre que desde el 1 de enero de 1959 hasta el 31 de julio de 2006 gobernó Cuba.

Al día siguiente saldrá de La Habana una caravana con las cenizas que durante cuatro días recorrerá la isla en sentido contrario al realizado en enero de 1959 tras el triunfo de la revolución. El último viaje del comandante terminará el día 4 en Santiago. Allí sus cenizas serán inhumadas en el cementerio de Santa Ifigenia, muy cerca de donde está enterrado José Martí.