Las Provincias

Luis Miralles se perfila como el relevo de Antonio Casanova en Casa Caridad

Luis Miralles se perfila como el relevo de Antonio Casanova en Casa Caridad
  • La asociación celebrará elecciones el día 28 para abrir una nueva etapa en la principal institución benéfica de Valencia

El abogado y empresario Luis Miralles se perfila como el sustituto de Antonio Casanova al frente de Casa Caridad, la institución de beneficencia por excelencia de Valencia e instrumento decisivo para miles de familias sin recursos. El segundo anunció el pasado martes su marcha de la presidencia tras 16 años al frente de la entidad.

Fuentes cercanas a Miralles precisaron que no hay todavía candidatura oficial, en una votación que se realizará el próximo día 28 en un lugar por determinar. Eso sí, confirmaron que nadie se ha presentado de momento para el citado cargo.

Miralles es vicepresidente primero y responsable del área de Asuntos Sociales de Casa Caridad, la parte troncal de la actividad de la entidad. Cuando Casanova resultó elegido en 2000 nombró un comité de dirección, un órgano nuevo y diferenciado de la junta, donde uno de los designados fue el citado, junto con Antonio Gomis, tesorero de la institución, y Fernando Giner, encargado de Comunicación, entre otros responsables de la ejecutiva.

Gomis dejará también su cargo, como se anunció el pasado martes, mientras que Giner renunció el pasado año cuando fue elegido concejal en Valencia por Ciudadanos. Los estatutos de Casa Caridad marcan una incompatibilidad con un cargo político como ocurrió en este caso.

Así las cosas, el relevo natural de Casanova será Miralles, subrayaron las mismas fuentes, quienes no precisaron la fecha tope para presentar una candidatura. La asamblea se suele celebrar en la sede social, en el edificio del paseo de la Pechina, aunque la reciente apertura del multicentro de Benicalap ofrece una alternativa para dicho acto.

Miralles forma parte de Casa Caridad al menos desde 1994. Casado con Alicia Pechuán, las mismas fuentes destacan que es el «más adecuado para presidir la entidad y afianzar la gestión profesional, siguiendo así el legado de Casanova».

El actual responsable ha dirigido la asociación en unos años de expansión de la asistencia social debido a la fuerte crisis económica. La apertura del multicentro de Benicalap es uno de sus hitos, un proyecto tan importante que lo eligió para que fuera su epílogo en la presidencia.

De ahí, indicaron, que el perfil para el máximo cargo debe ser muy parecido al de Casanova. Los números de Casa Caridad son tremendos, con 321.905 raciones de comida repartidas el pasado año y 41.302 actuaciones personalizadas a personas sin recursos, datos que aparecen en la memoria de la asociación.

El aumento de los socios ha sido otro de los logros de Casanova, una misión que seguirá el nuevo comité de dirección que se forme a partir del día 28. Una de las normas de los estatutos establece que los votantes deban estar al menos tres años inscritos en la entidad, como una manera de evitar una maniobra para dirigir la asociación con una inscripción masiva de socios.