Rubio sigue rompiendo récords y jugará por cuarta vez por el ascenso a LEB

Un jugador del Hispagan Gandia Bàsquet en un encuentro de esta temporada. / hispgan gandia bàsquet
Un jugador del Hispagan Gandia Bàsquet en un encuentro de esta temporada. / hispgan gandia bàsquet

La ajustada victoria ante el UCAM Murcia asegura al Hispagan una de las cuatro primeras plazas y ahora el objetivo es el primer puesto

S. ROCA GANDIA.

El Hispagan Gandia Bàsquet consiguió el jueves una victoria que agranda su supremacía en la EBA de los últimos años y sitúa a su técnico Víctor Rubio entre los grandes técnicos valencianos de la última década.

Será la cuarta vez que se pelee por el ascenso y el objetivo del club ahora es volver a hacerlo ante su público como ya ocurriera hace dos años y como ya pasó cuando el extinto Nou Bàsquet consiguiera el primer ascenso a liga nacional.

«De nuevo lo pelearemos. Más de 100 equipos de toda España lo han intentado y pocos lo consiguen. Llevo mucho tiempo en el club y cuatro veces hemos estado hasta el último partido peleando por el ascenso y además con generaciones diferentes. Tiene mucho mérito»», dijo el técnico.

Víctor Rubio destaca que más de cien equipos aspiran a jugar el ascenso y pocos lo consiguen

Para conseguir que Gandia sea sede de nuevo de una fase de ascenso bastará con acabar primeros de grupo, puesto que el campeón organiza la fase a la que acuden segundos, terceros y cuartos de otros grupos.

La pugna se centrará ahora en el Valencia BC, rival a batir y al que se espera tener a raya cuando llegue el emparejamiento entre ambos. El jueves de nuevo se vivió una noche mágica con la comunión existente entre equipo y público. Una vez más los aficionados fueron clave en una jornada no excesivamente dulce de los gandienses en el tiro tal y como reconocía Víctor Rubio: «Fue un partido complicado y esto nos hace estar más felices porque ganarle tres partidos al UCAM no es nada fácil y más con la necesidad que tenían»

«La primera parte fue de porcentajes muy malos que a otro equipo le hubiera costado una desventaja importante y a nosotros sólo nos costaron seis puntos al descanso gracias a nuestro trabajo».

El entrenador gandiense le da un valor especial a la victoria dados los condicionantes: «Además teníamos pocas rotaciones y tuvimos que cancelar el entrenamiento media hora antes por las lesiones y jugadores tocados. Esto es lo que la gente no sabe pero que le da más valor a las victorias».

Por último Rubio hizo quiso hacer una reflexión sobre la exigencia que tiene el equipo: «Anoche sufrimos pero estamos ahí y eso es lo más importante y ahora hay que disfrutarlo. A veces en el deporte parece que ganar sea sencillo. Tenemos ejemplos a nivel profesional, esta semana por ejemplo, y no aprendemos. No siempre se puede ganar y cuando lo haces muy a menudo parece que es sencillo».

Fotos

Vídeos