Un ramaje de un árbol cae en Tavernes cuando paseaba cerca una familia

Árbol derribado. / lp

La enorme rama se desprendió de uno de los cinamomos del Passeig Colon y estuvo a punto de causar varios heridos

C. GIMENO TAVERNES.

Una enorme rama de un cinamomo se desprendió de uno de estos árboles en el tramo final del Passeig Colon de Tavernes de la Valldigna. El ramaje cayó la tarde del miércoles en la zona peatonal del parque y por muy poco no alcanzó a una familia de la localidad que sobre las 18 horas paseaba tranquilamente por esta zona.

Varios vecinos se asustaron y salieron rápidamente a socorrer a la mujer y sus dos hijos pensando que habían resultado heridos, pero por fortuna, la rama cayó a escasos centímetros de ellos y no hubo que lamentar daños personales.

Este es el tercer cinamomo o árbol del paraíso, como se les conoce popularmente, del que se desprenden ramas en los últimos 15 meses en esta misma avenida. Los dos casos anteriores fueron desprendimientos de grandes ramas tras tormentas de lluvia y viento, pero este tercer caso ocurrió la tarde del miércoles cuando no hacía viento.

«Noté hasta el paso de las ramas cerca de mis piernas», comenta la mayor de los dos hermanos que paseaban por el parque.

Este no es el único problema que tiene la Vall con la caída de árboles. Hace unas semanas, el Consistorio taló varias palmeras que presentaban peligro de desprenderse y caer a la vía pública. A lo largo de la travesía vallera se cortaron estas palmeras que en algunos casos llegaban hasta una altura de un cuarto piso.

Algo parecido sucede también en la playa, donde tras los temporales, algunas palmeras quedaron dañadas y amenazan con caer. Ramas sueltas, con un color verde pálido y troncos enclenques son los síntomas que a simple vista pueden observarse. El picudo rojo afectó a un gran número de palmeras y aún hoy es un grave problema en los parques de la Vall.

Fotos

Vídeos