El Portuarios vuelve a golpear al UE Gandia en su propio feudo y se aleja del descenso

El jugador dianense  Paco, en un momento del encuentro entre el Dénia y el Tavernes. / j. zamora
El jugador dianense Paco, en un momento del encuentro entre el Dénia y el Tavernes. / j. zamora

El Tavernes recibirá al equipo de Esteban Cana después de caer por la mínima ante el potente Dénia que se adelantó a los 11 minutos de juego

REDACCIÓN GANDIA.

El Portuarios Disarp volvió a imponerse en el derbi ante el UE Gandia disputado en el estadio Guillermo Olagüe y repitiendo así la hazaña de hace dos temporadas, volviendo a golpear al conjunto viola en los enfrentamientos directos.

El partido empezó con dominio local y el conjunto viola dispuso de algunas ocasiones para adelantarse en el marcador pero la lesión de Joan Císcar trastocó por completo el planteamiento de Esteban Cana que a partir de entonces perdió el centro del campo que pasó a ser controlado a placer por la pareja formada por Beltrán y Ramis.

De sus botas comenzaron a brotar los contrataques del conjunto grauero que supo atacar donde más daño hacía al conjunto local hasta que llegó el penalti, inexistente, pero que encarriló el partido. Los nervios hicieron mella en los locales mientras el Portuarios comenzó a jugar a placer y en varias contras pudo haber incluso sentenciado el partido antes del descanso.

Con esta victoria, el equipo de Salva Moratal se aleja de los puestos de descenso mientras que el Gandia dice prácticamente adiós a las opciones de enlazar con los puestos de cabeza.

El próximo rival del equipo de Cana será la UD Tavernes que aunque cayó en Dénia lo hizo poniendo contra las cuerdas al potente conjunto alicantino. El equipo vallero supera en un punto al Gandia y ganándole en casa se situaría con una ventaja importante de cara al tramo final del campeonato.

Los valleros no pudieron llevarse ningún punto del Diego Mena ante un equipo que no tuvo su mejor tarde pero que supo rentabilizar muy bien el gol marcado por Cristian en el minuto 11. Un tiro lejano de Edu López fue la mejor ocasión para los visitantes en la primera parte del choque. En la segunda mitad, el equipo que dirige Alberto Montes, se apropió del balón haciendo que el Dénia tuviese que correr detrás para robarlo. Los valleros fueron marcando el ritmo del encuentro aunque sin peligro.

Fotos

Vídeos