Marzà descarta más grupos de informática en el María Enríquez pese a la alta demanda

Instituto María Enríquez de Gandia. / ó.d.
Instituto María Enríquez de Gandia. / ó.d.

Educación mantendrá las unidades actuales en el instituto aunque más de 30 alumnos se quedaron sin plaza al inicio de curso

Ó. DE LA DUEÑA GANDIA.

La comunidad educativa de María Enríquez de Gandia está perpleja ante la decisión de la Conselleria de Educación de no ampliar las unidades de los estudios de informática de este centro educativo. El motivo de la sorpresa se debe a que durante el pasado curso hasta 31 jóvenes vieron frustrada su intención de acceder el grado medio de estos estudios que sólo se ofertan en este instituto.

Esto generó criticas y durante todo un año se ha solicitado una nueva unidad para 2018/19, que parece que no llegará. Pese a que más de tres decenas de jóvenes se quedaron fuera y tuvieron que buscar otras alternativas a principios de curso, la conselleria de Vicent Marzà ya ha confirmado a este periódico que descarta ampliar unidades.

Tras la consulta formulada, desde Educación aseguraron que la previsión en grado medio es mantener las grupos del año pasado. Es decir, uno en primer curso y otro en segundo.

Este tema ya se trató en el Consell Escolar que se celebró hace dos semanas. En la sesión, la representante de la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA), Juani Sevilla, explicó cuál es la situación del centro y reclamó algún tipo de acción para evitar que este año otros 30 estudiantes se queden fuera de este ciclo. Es más, alertó de la posibilidad de que este año el número de aspirantes que se quede sin plaza puede ser mayor.

En el Consell, además del AMPA, participaron el inspector de Educación que tiene asignada la zona de la Safor, la edil de Educación, Lorena Milvaques, y representantes del resto de grupos políticos. En la sesión, el funcionario autonómico aseguró que trasladaría a los responsables de Conselleria la petición de ampliar las unidades de informática.

Pero la confirmación por parte de Educación a este periódico de que la previsión es mantener la estructura existente ha sentado como un jarro de agua fría en el AMPA: «Es inconcebible que, tras quedarse sin realizar estos estudios 31 jóvenes el año pasado, no hayan nuevos grupos ante la elevada demanda». «Este año es probable que sean más los estudiantes que opten a este ciclo y que tampoco logren una plaza», indicó.

Próximas acciones

La representante del AMPA aseguró que son «muchos los padres que se están movilizando» para ver qué acciones toman ante esta «inoperancia del Consell». La dirigente aseguró que se está produciendo «dejadez» de los centros en Gandia.

Esto lo argumentó diciendo que si no se amplían las unidades, quienes se queden fueran tendrán que ir a Cullera o Tavernes, si es que allí hay plaza. Lamentó que no haya estudios de este tipo en Oliva o en algún instituto de otro municipio de la Safor. De hecho, dijo que buena parte de los estudiantes de informática son de Oliva y de otras localidades de la comarca.

Fotos

Vídeos