El Consell escoge la playa de l'Auir para iniciar el plan de regeneración del litoral valenciano

Playa de l'Auir de Gandia, con el litoral de Xeraco al fondo. / lp

El arenal de Gandia es una de las cuatro zonas de la Comunitat en las que se intervendrá para crear un corredor verde de norte a sur junto al mar

Ó. DE LA DUEÑA GANDIA.

La playa de l'Auir de Gandia y la desembocadura del río Serpis son dos de los puntos donde la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio actuará para regenerar el litoral virgen valenciano y establecer un plan de protección para el futuro. La consellera María José Salvador presentó ayer la iniciativa, que afectará a cuatro zonas de la Comunitat.

Entre ellas están los parajes del Marjal y l'Auir, donde se pretende crear un corredor verde desde el Mondúver al mar, y la desembocadura del Serpis, entre los distritos de Venècia y Marenys. El Consell contratará a paisajistas expertos para que aporten ideas sobre cómo actuar, tanto en Gandia como en el resto de zonas piloto de la Comunitat: del litoral de Vinaròs y Benicarló, la Albufera de València y la conexión entre el Clot de Galvany y el Saladar de Agua Amarga, en Elx y Alicante.

Estas actuaciones se enmarcan en el Plan de Acción Territorial de la Infraestructura Verde del Litoral (Pativel) y seré en los primeros enclaves naturales donde se actúe. En el caso de la Safor, como indicó el coordinador de Urbanismo de Gandia, Vicent Mascarell, «el objetivo es claro». «Hay que proteger estos parajes, garantizar los derechos de los propietarios y preservar la superficie de futuros abusos urbanísticos», indicó.

En el caso de l'Auir destacó que se mantendrán las acciones que se llevan a cabo hasta ahora, como cultivo de fruta u hortalizas, pero el suelo estará protegido. En el Serpis, los paisajistas tienen que ver cómo se resuelve la finalización del paseo del río y qué se hace en la desembocadura para convertirla en un paraje natural e integrarlo en un corredor verde.

Esta infraestructura, precisó Mascarell, recorrerá la Comunitat desde «Orihuela a Vinaròs». «Será un gran corredor que permitirá ir a pie o en bicicleta desde norte a sur por el litoral. Es un trabajo complicado, pero se puede llevar a cabo», precisó Mascarell.

Ahora se han licitado los proyectos para que se aporten las ideas y antes de final de año se expondrán en Gandia para que la ciudadanía los conozca. El Pativel, por su parte, se aprobará a principios de 2018 y «será la protección definitiva que necesita la costa valenciana».

Salvador dijo ayer que la «Generalitat inicia así un proceso real de cualificación de los espacios del litoral que «permitirá regenerar los elementos más valiosos, tanto ambientales como paisajísticos o culturales en una apuesta clara por la sostenibilidad del espacio litoral».

Elementos arqueológicos

Los proyectos que se redactarán también contemplarán elementos de refuerzo para el litoral como miradores, lugares de descanso, regeneración de impactos paisajísticos o revalorización de elementos patrimoniales costeros como torres de vigía, construcciones portuarias históricas o elementos arqueológicos.

Además, se desarrollarán directrices para las construcciones rurales e edificaciones para conseguir que se integren de manera correcta con el paisaje con minimización de impactos, entre otros aspectos. Una vez redactados, cada proyecto especificará las actuaciones que se deberán realizar en cada zona. La inversión, dijo Salvador, se podrá obtener mediante varias fuentes entre las que destacan «los fondos europeos destinados a la infraestructura verde, la Generalitat, los Ayuntamientos y también se estudiarán mecanismos para que los ingresos públicos que puedan generar las actividades autorizadas en el Pativel», como hoteles, campings, restaurantes, se destinen a «mejorar el entorno litoral en beneficio de todos».

La consellera anunció que, tal y como ya se hizo en el Pativel, también habrá un amplio proceso de participación ciudadana y se espera que a final de año se puedan presentar los programas en cada zona. Estos proyectos son uno de los compromisos adquiridos por la conselleria en el Seminario de Ademuz, y serán instrumentos que complementarán el Pativel, que apuesta por la «conservación activa en beneficio de los ciudadanos y del turismo para cualificar nuestro territorio».

Fotos

Vídeos