Las Provincias

Empresarios de Tavernes piden que se haga el colector de la playa

  • Los comerciantes critican la falta de transparencia del ejecutivo, que asegura que esta infraestructura está pendiente de una nueva norma autonómica

La Associació de Comerciants i Empresaris de la Platja de Tavernes (Aceplat) considera que la costa vallera es deficitaria en cuanto a inversiones por parte del consistorio. Por ello, la patronal ha hecho público su malestar con el gobierno de la Vall por no haber ejecutado la segunda fase del colector de la costa y le acusan de no ser transparente en lo que afecta a esta demandada infraestructura.

Así, a través de un escrito presentado en el Registro de Entrada del consistorio, solicitan que se les informe del proyecto y sus mejoras para, dicen «poder revisar y estudiar el proyecto, ya que de otra forma, la transparencia que alega el gobierno es meramente publicitaria y condescendiente».

Los miembros de la asociación van más allá y piden que se les entregue un desglose de los ingresos que aporta la costa a las arcas municipales, así como un detalle económico de las inversiones y servicios que se realizan en la playa.

Aceplat reconoce que desde el ejecutivo se les facilitó un borrador de esos datos económicos, pero consideran que «no se ajusta a la realidad». De hecho, sienten que carecen de servicios e inversiones en relación con lo que la playa aporta a la ciudad. Para Aceplat, con los medios informáticos actuales, no hay ningún problema en contabilizar los importes que solicitan y justifican esa petición «para poder informar a sus asociados».

En el borrador presentado por el ejecutivo a Aceplat se fijan 3.159.000 euros de gasto en servicios e inversiones en la playa. Mientras que los ingresos que provienen de la costa a las arcas municipales ascienden a 3.913.000 euros. Según estas cuentas, la costa de la Vall aporta más de 754.000 euros más de lo que recibe.

Además, apuntan que más del 38% de la recaudación del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) procede de la playa y asciende a 2.760.000 euros.

Desde el gobierno vallero se ha indicado que la segunda fase del colector de la playa está a la espera de que se apruebe una nueva normativa autonómica que permita ocupar los terrenos por los que pasarán las tuberías que conecten la primera fase de esta infraestructura de la avinguda con el Canal de Defensa.

En un primer momento, este colector afectaba a la avinguda de la Marina hasta la calle Blasco Ibáñez. En una posterior modificación, se pensó en desviar la canalización por la zona rústica, que está situada junto al casco urbano de la playa de la localidad. El colector fue aprobado con urgencia la pasada legislatura y para aplicar mejoras quedó a la espera de ejecución. Los empresarios piden esta infraestructura con el fin de evitar que bajos y comercios queden inundados en caso de fuertes lluvias. E insisten en saber también el porcentaje de ingresos que aporta la costa a Tavernes y cómo repercuten estos ingresos en los servicios de los que disponen.