Las Provincias

Gandia pierde medio millón al no informar al Consell de su «inestabilidad económica»

  • El PP critica que el gobierno deje escapar una parte de Xarxa Llibres de 2015 y el ejecutivo afirma que negocia para recuperar la ayuda

El gobierno de Gandia (PSPV y Més Gandia ) ha perdido algo más de medio millón de euros, según el Partido Popular, al no tramitar de forma adecuada las ayudas del programa Xarxa Llibres. Esta iniciativa fue una de las primeras que impulsó el Consell de Ximo Puig tras tomar posesión en junio de 2015.

El objetivo del programa es garantizar el acceso a libros de texto a todas las familias valencianas mediante una subvención costeada de forma conjunta, entre la Generalitat, la Diputación y los Ayuntamientos. Cada administración debe asumir el 33% de las ayudas.

El plan se puso en marcha para el curso 2015/16 y este año alcanza su segunda edición. El portavoz del Partido Popular en Gandia, Víctor Soler, denunció ayer que el gobierno local «ha dejado escapar una parte de la partida del año pasado».

Las aportaciones del plan Xarxa Llibres son de unos cien euros por familia. En el caso de Gandia, precisó el edil, la suma total para el pasado curso sumaba algo más de 1,5 millones. De esta cantidad, el gobierno local debía aportar la tercera parte, unos «520.000 euros».

El problema vino meses después de que se impulsara esta iniciativa. La ley impide que las administraciones locales asuman gastos que no son de su competencia, como es el caso de la educación para un consistorio. Esta norma se agrava en el caso de las entidades que arrastran una elevada deuda.

Por tanto, añadió Soler, Gandia «no pudo aportar el 33% de la ayuda que le correspondía», aunque las ayudas sí llegaron a las familias y a los centros escolares. Ante esta situación, que se dio en muchos Ayuntamientos valencianos, la Generalitat salió en defensa de las administraciones con problemas.

En ese sentido, la conselleria que dirige Vicent Marzà publicó una nueva línea de ayudas pensada para las poblaciones con «inestabilidad económica». «El Consell se ofrecía a costear el 33% de las ayudas de las localidades que por ley no podían aportar su parte», agregó Soler. Educación sólo ponía una condición, que los gobiernos afectados solicitaran al Consell un informe donde se reconociera su delicada situación financiera.

Con este escrito, los municipios podían acogerse a las nuevas ayudas. En el caso de Gandia esto suponía que la Generalitat hacia frente al 33% municipal y al 33% autonómico, por lo que, finalmente, la iniciativa no suponía coste alguno para la Ciudad Ducal. Pero desde el gobierno local no se realizó este trámite, como apuntó Soler.

Junta de Gobierno

«Gandia no pidió este documento a la Generalitat, por lo que se ha dado cuenta de que no percibirá los 520.000 euros de la campaña anterior». Soler explicó que este asunto se trató en una Junta de Gobierno, donde «se reconoció que, en estos momentos, el dinero no llegará». Para solucionar esta situación, dijo Soler, el gobierno ha aprobado pedir por escrito al Consell que ponga «remedio a este tipo de casos». «Se ha pedido a Educación que saque algún tipo de ayudas para las ciudades que, por algún, motivo han

Sin embargo desde el gobierno local aseguraron que no «se ha perdido ninguna subvención», pero no negaron la problemática planteada por el PP en torno a Xarxa Llibres. Lo que sí afirmaron es que se está «negociando con la conselleria», organismo que está «atendiendo las circunstancias económicas particulares de Gandia». Finalmente, añadieron que el consistorio «ha tenido muy claro, pese a la situación financiera, que ninguna familia se iba a quedar sin las ayudas de Xarxa Llibres».