Las Provincias

El Gobierno comienza la redacción del proyecto de la nueva depuradora de Oliva

Instalaciones actuales de la depuradora de Oliva. :: lp
Instalaciones actuales de la depuradora de Oliva. :: lp
  • El ministerio informa al alcalde David González de que se abre el proceso para dotar a la ciudad de una nueva estación dentro de cinco años

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha hecho público el anuncio de la contratación del Proyecto de construcción de la nueva estación depuradora de aguas residuales (EDAR) de Oliva. Así se lo comunicó ayer la directora general del Agua, Liana Ardiles, al alcalde de la ciudad, David González.

Los trabajos a realizar consistirán en la toma de datos necesarios y el planteamiento de un estudio, así como la redacción del proyecto de la nueva EDAR. El proyecto de esta estación se enmarca dentro del Plan Crece del Ministerio, cuya finalidad es llevar a cabo actuaciones destinadas a conseguir que todos los municipios españoles depuren adecuadamente sus aguas, según la Directiva Europea Marco del Agua.

El primer edil manifestó su satisfacción, ya que se trata de una de las infraestructuras «que no suele estar en la palestra, pero es muy importante para todo el municipio, dada la situación de precariedad en que se encuentra el saneamiento de aguas en Oliva, con unas infraestructuras insuficientes y obsoletas».

En los últimos meses, además de una visita al ministerio, González ha mantenido varias conversaciones telefónicas con la directora general del Agua, insistiendo en la necesidad de avanzar la ejecución de la nueva EDAR.

Ahora, con la contratación de los trabajos de redacción del proyecto, se ha dado un paso muy importante e imprescindible para hacer posible la construcción de la estación, que está prevista en un periodo máximo de cinco años. Actualmente, Oliva se encuentra en una situación precaria en cuanto al saneamiento y la depuración, indicaron desde el Ayuntamiento. La actual infraestructura está configurada por las instalaciones de la EDAR, que asume los vertidos procedentes del núcleo urbano y de la playa hasta el Sector 5.

Volumen de las instalaciones

La otra instalación general de depuración es la del Camping San Fernando, que asume los vertidos de la zona sur del término, a excepción de la urbanización Oliva Nova, dotada de sistema de depuración propio. Todas estas instalaciones se ven afectadas por un serio problema estructural de capacidad.

Actualmente el caudal de entrada en la EDAR de Oliva, especialmente en verano, es muy superior a su capacidad de tratamiento, por lo que la mayor parte del caudal debe evacuarse al mar mediante un emisario submarino después del pretratamiento. La necesidad de proceder a la ampliación y modernización de estas infraestructuras ya fue contemplad en 2003 por la Generalitat, aunque pese al paso de los años no se avanzó en el proyecto.