Las Provincias

Oliva impulsa la rehabilitación del casco antiguo con una inversión de 4 millones

El alcalde, David González, junto a los concejales Yolanda Pastor, Pepe Salazar y Vicent Canet, en la presentación del programa. :: r. escrihuela
El alcalde, David González, junto a los concejales Yolanda Pastor, Pepe Salazar y Vicent Canet, en la presentación del programa. :: r. escrihuela
  • Gobierno, Ayuntamiento y Generalitat cofinancian la iniciativa que permitirá a cientos de vecinos de seis barrios restaurar sus viviendas

El gobierno de Oliva impulsará la rehabilitación del casco antiguo del municipio con una inversión de cuatro millones de euros que permitirá a todos los vecinos que así lo deseen optar a las ayudas para la mejora de sus viviendas. Esta inyección económica será posible gracias a una subvención del Ministerio de Fomento, la Conselleria de Habitatge y la aportación del Ayuntamiento.

El pasado martes, el alcalde, David González, se reunió con la consellera de Habitatge, María José Salvador, para hacer realidad un proyecto que servirá para dar un gran paso en la recuperación del centro histórico. La próxima semana, el pleno del Consell ratificará estas ayudas.

El programa servirá para financiar la rehabilitación o renovación de inmuebles ubicados en diferentes núcleos de la localidad. Las actuaciones se llevarán a cabo en seis zonas diferentes: La Vila, El Raval, Gerreria, Pinet, Barri de Sant Francesc i Cementeri Vell - Senda dels Lladres.

Subvenciones del 70%

El proyecto incluye una dotación de 1.235.000 euros de Fomento, 376.000 euros de la Conselleria, 1.314.000 euros del Ayuntamiento y 1.074.000 euros será la cantidad que aporten los particulares. Los vecinos podrán optar a las ayudas para dos casos específicos. Por una parte, aquellas casas que se deseen rehabilitar, y por otra, las que precisen de reedificación. En las subvenciones para la rehabilitación de viviendas, las aportaciones de las administraciones públicas alcanzarán hasta el 70% de la actuación prevista con un máximo de 22.000 euros.

En cambio, para los casos que sea necesario la demolición de la construcción y la sustitución por una nueva vivienda, la ayuda alcanzará hasta el 50%. El programa de renovación urbana y rehabilitación de inmuebles estará vigente durante los próximos dos años en la ciudad de Oliva.

Del mismo modo, este plan inversor también destinará una partida presupuestaria para la creación de una oficina técnica de gestión. Durante los próximos días, el ayuntamiento pondrá en marcha una campaña informativa para detallar a los ciudadanos interesados, las condiciones para optar a las ayudas. Los vecinos, que así lo deseen, podrán presentar las solicitudes antes de que finalice el año.

Con la presentación de este proyecto, los grupos municipales que componen el gobierno culminan uno de sus principales acuerdos del pacto firmado tras el inicio de la legislatura. El primer edil mostró su satisfacción por el logro conseguido e indicó que todo «ha sido posible gracias al trabajo de todo el equipo de gobierno». González manifestó que este anuncio hace que sea « un día grande para Oliva, un día importante». Además, destacó que el municipio ha sido uno de los últimos en entrar en el plan de Área de Rehabilitación y Regeneración Urbanas (ARRU).

Por su parte, el edil responsable del centro histórico, Vicent Canet, recordó que es «una iniciativa muy importante y hace décadas que el Ayuntamiento de Oliva no accedía a unas ayudas tan importantes».

Al igual que sus compañeros de gobierno, la concejal Yolanda Pastor expresó que era un día de satisfacción y reflejó que este impulso del casco urbano contribuirá a la petición de «la asociación de vecinos que tanto ha luchado por el deterioro del barrio». Del mismo modo, el concejal Pepe Salazar destacó que es un «paso importantísimo, porque en el municipio, durante 30 años, siempre hemos vivido de espaldas al casco antiguo».