Las Provincias

«Ha sido un día de mucho trabajo para todos los bares»

Los hosteleros de la playa de Gandia se frotaron ayer las manos durante unas horas. Los locales de la playa y el Grau no daban abasto a la clientela que acudió a sus locales. El fin de etapa de la Vuelta Ciclista a España sirvió de revulsivo para un día de septiembre, cuando ya quedaron atrás los intensos días de trabajo de agosto. No había sitio en ningún bar o restautante: «Ha sido un día de mucho trabajo para todos los bares», precisó la dueña de un local de la calle Clot de la Mota.