La Ribera Alta recibirá 1,3 millones del Modelo de Servicios Sociales

Entre los municipios beneficiados están Guadassuar, La Pobla Llarga, Turís y Villanueva de Castellón, así como la propia Mancomunitat

REDACCIÓN ALZIRA.

La comarca de la Ribera Alta recibirá un total de 1.278.258 euros del nuevo Modelo de Servicios sociales de la Diputación de Valencia, cantidad que supone un incremento del 148% de la aportación de la corporación provincial a la comarca en el periodo comprendido entre 2015 y 2017

Por municipios, Guadassuar recibirá 80.472 euros, que se dividirán en 37.822 para reforzar el equipo técnico; 9.000 euros para prestaciones individualizadas; 30.000 para el programa de ayuda a domicilio, 500 para cooperación social y 3.150 para actuaciones de intervención para la prevención e inserción social.

La Pobla Llarga tendrá una inyección de 91.153 euros, de los que 48.528 se invertirán en reforzar el equipo técnico; 15.000 para prestaciones individualizadas; 5.000 para casos de pobreza energética; 21.000 para el programa de ayuda a domicilio y 1.625 para actuaciones de intervención para la prevención e inserción social.

Turís obtendrá 164.195 euros de este Modelo, de los que 85.087 serán destinados para reforzamiento del equipo técnico; 1.000 para información y asesoramiento; 18.750 para prestaciones individualizadas; 6.000 para casos de pobreza energética; 37.500 para el programa de ayuda a domicilio; 858 para los denominados 'clubes de convivencia' y 15.000 euros para actuaciones de prevención e inserción social.

Por su parte, Villanueva de Castellón dispondrá de un total de 157.473 euros, de los que 79.543 serán para ampliar el equipo, 30.000 para prestaciones individualizadas; 10.680 para casos de pobreza energética; 18.750 para el programa de ayuda a domicilio; 3.500 para cooperación social y 15.000 para actuaciones de intervención e inserción social.

Por otra parte, la mancomunidat de la Ribera Alta recibirá 374.672 euros. De ellos, la administración supramunicipal destinará 225.720 euros para el equipo social base; 38.680 para prestaciones económicas individualizadas; 10.912 para reducir el empobrecimiento energético; 77.355 para el programa de ayuda a domicilio; 7.142 para los clubes de convivencia; 250 euros para cooperación social y 14.613 para intervenciones de prevención e inserción social.

En palabras e la diputada de Inclusión Social, Rosa Pérez, «hemos pasado de un modelo asistencial-burocrático a uno de responsabilidad pública».

Fotos

Vídeos