El paro en la comarca sube en 228 personas con respecto a mayo

Los datos interanuales son más positivos y reflejan un descenso de más de 3.100 personas en las listas de desempleados

REDACCIÓN ALZIRA.

El paro registrado en el mes de junio en la Ribera se ha situado en 22.171 personas, es decir, 228 parados más que en mayo. Por su parte, los datos anuales indican que este junio hay 3.135 parados menos que el mismo mes del 2016 lo que supone una reducción de desempleo anual del 112'39 %, según señalaron desde UGT.

En cuanto a la contratación, se han registrado 11.958 contratos en junio de 2017, lo que ha supuesto 1.608 contratos más que en el 2016 es decir un 15'54 % de incremento interanual. Por géneros, 4.850 han sido para mujeres (40'56 %) y 7.108 a hombres (59'44 %). La contratación indefinida mensual es de 838 contratos y la contratación temporal es de 11.120 contratos lo que significa un 92'99 % y la indefinida en 7'01 %. Respecto junio 2016, la indefinida aumenta en 129 contratos (18'19 %) y la temporal aumenta en 1.479 contratos (15'34%). Los contratos de junio 2017 han sido tanto en los temporales como en los indefinidos, un 68'18 % a jornada completa y un 31'82 % a tiempo parcial.

La evolución del paro en junio obedece, «como es habitual, a factores estacionales y se basa en contratos temporales y cada vez más precarios. Las empresas abusan de este tipo de contratos a pesar de que llevamos tres años con crecimiento del PIB y que han superado los beneficios que tenían antes de la crisis, algo que no ocurre en ningún país de Europa».

En la Ribera cabe diferenciar los datos de la Ribera Baixa de los de la Ribera Alta porque en la primera, debido al periodo estival, el desempleo baja principalmente en el sector turístico y de la hostelería en concreto con 354 desempleados menos, mientras que en la Ribera Alta el paro sube en 582 trabajadores sobre todo en los sector agroalimentario por finalizar sus campañas agrícolas y en el sector servicios. En el conjunto de la Ribera el sector industria ha mejorado levemente.

A esta situación hay que añadir que las prestaciones por desempleo apenas cubren al 47 % de los parados y para la mayoría es un subsidio tras agotar el paro, por ello «desde UGT urgimos a cambiar el modelo laboral y apostar por el empleo estable y con derechos a través de un plan de choque por el empleo». Raül Roselló señala que son necesarios «planes de choques específicos para recuperar el empleo y la tasa de actividad en colectivos como mayores de 50 años y también los jóvenes».

Fotos

Vídeos