Ontinyent constata un alto riesgo de incendio forestal

Un incendio que padeció el término en 2010.
Un incendio que padeció el término en 2010. / francisco garcía

Los trabajos del plan de prevención de incendios se han complementado con mecanismos para informar a la ciudadanía sobre el proceso

LAURA BOSCÁ ONTINYENT.

El Ayuntamiento de Ontinyent, a través del área de Medio Ambiente, está trabajando en un plan de prevención para minimizar el riesgo de incendios forestales en el término municipal, que los primeros estudios constatan como «alto» en todo el término.

La concejala de Sostenibilidad, Patricia Folgueras, explicaba que «se trata de una herramienta con la que se pretende minimizar el número de incendios producidos por causas relacionadas con las personas y los daños derivados de un incendio forestal. Con él daremos cumplimiento a la normativa vigente y vamos a abrirlo a la participación ciudadana», avanzaba.

La redacción del plan, que está en marcha desde el pasado mes de abril y se prolongará hasta diciembre, incluye la realización de un primer diagnóstico y análisis del riesgo de incendio del que ya se conocen los resultados. En esta primera fase se constata, entre otras cosas, que en el periodo 1997-2015 se registraron un total de 64 incendios forestales en el término municipal, de los cuales el 85% fueron conatos (incendios de menos de una hectárea).

Para el análisis del riesgo global se ha analizado el riesgo de inicio de incendios y el mapa de peligrosidad. En el riesgo de inicio de incendio se ha tenido en cuenta el histórico de incendios y las zonas sensibles a incendios forestales. Se destaca en el diagnóstico, que el 52,5% de la superficie del término municipal es suelo forestal y la interfaz urbana-forestal es muy elevada, el 81% del suelo forestal está en contacto con explotaciones agrícolas y 3.669 hectáreas son de mosaico agroforestal, lo que supone uno de los principales puntos de atención a tener en cuenta en el plan.

En cuanto al mapa de peligrosidad, que evalúa la combinación de los pendientes del suelo, la orientación y el modelo de combustible, da como resultado que prácticamente todo el suelo forestal tiene un riesgo global de incendio forestal elevado.

El Plan Local de Prevención de Incendios Forestales de Ontinyent tendrá una vigencia de 10 años (con una revisión a 5), se enmarcará en el plan global de la demarcación forestal de Xàtiva, y tendrá en cuenta las especificaciones del Plan de uso Público del Paraje Natural Municipal de Ontinyent en el que se está trabajando de manera paralela. El documento incluirá, además del diagnóstico y el riesgo de incendio, las propuestas de actuación y de infraestructuras (red hídrica, infraestructuras viarias, áreas cortafuegos y otros), adecuadamente programadas y valoradas económicamente.

Folgueras explicaba que «en el marco de la apuesta de la participación como un eje transversal de las diferentes acciones del Gobierno de Ontinyent, el Plan de Participación Pública aparejado a este plan tratará de dar voz a la mayor cantidad de entidades, col colectivos y personas posible». Así, se incluirá a diferentes grupos como la administración pública, cooperativas agrícolas y otras asociaciones

Fotos

Vídeos