EU lleva al pleno de Algemesí que Pere Blanco tenga dedicación exclusiva sin cerrar el acuerdo

El pleno de Algemesí debatirá la cuestión mañana jueves. / lp
El pleno de Algemesí debatirá la cuestión mañana jueves. / lp

Més Algemesí critica que se incorpore primero el punto en el orden del día y que después vaya a buscar el apoyo de su formación política

MANUEL GARCÍA ALGEMESÍ.

El pleno ordinario que Algemesí celebrará mañana a las nueve de la noche llevará en su orden del día la propuesta para que Pere Blanco (Esquerra Unida), concejal de Cultura, Deportes y Servicios de Informática tenga dedicación exclusiva y asuma un salario que, según explicó el mismo edil, sería similar al que recibe en su trabajo, «algo más de 30.000 euros», afirmó. Sin embargo, no es seguro que al menos una de las dos formaciones de la oposición (Més Algemesí o Partido Popular) vayan a aportar los votos necesarios para que la propuesta salga adelante.

El propio Blanco, en declaraciones a LAS PROVINCIAS, reconoció que aún no tienen un acuerdo cerrado sobre este punto aunque especifícó que hasta el mismo momento del pleno mantendrán encuentros con Més Algemesí, «por ser ideológicamente más cercanos», para lograr su apoyo necesario ya que el gobierno municipal de Algemesí (formado por PSPV y EU) sólo suma nueve de los 21 concejales que componen el pleno. La formación de Josep Bermúdez tiene cuatro ediles y el PP otros ocho.

Por su parte, Josep Bermúdez, también en declaraciones a LAS PROVINCIAS, criticó este modo de actuar y afirmó que «a veces el orden de los factores altera el producto. Lo lógico hubiera sido cerrar un acuerdo y después incorporar el punto al orden del día. Pero aquí se ha hecho al revés, se pone en el orden del día y después se busca el acuerdo. Enterarse por la convocatoria de la Comisión de esto no es serio, la verdad, y uno se cuestiona si realmente se busca el acuerdo».

En noviembre la oposición detuvo un recurso para recuperar el sueldo fijo de ediles

Añadió que ahora EU «quiere cambiar las condiciones que ella misma impuso como 'línea roja' en el tema de liberados. En junio de 2015 les dijimos que no era lógico que no se liberara el cabeza de cartel y que se limitara a 25.000 euros el sueldo. Se mantuvieron en sus trece y nosotros no entramos en ese juego. Ahora resulta que esa línea roja de 25.000 euros que valía para nuestros posibles concejales, e incluso para los propios concejales suyos anteriormente liberados, ya no vale para el cabeza de lista suyo. Suena un poco hipócrita».

Agregó que escucharán la propuesta de EU «y decidiremos. A finales de 2017 nos reunimos los tres partidos. Como siempre, si se cambiaban las absurdas condiciones iniciales nos ofrecimos a sumarnos al gobierno, pero se nos dijo claramente que no querían que entráramos. Una vez más quieren nuestros votos, pero no a nosotros. Así las cosas, y dado que iba a reconfigurarse todo, les planteamos ciertas contrapartidas para poder aceptar pasar por encima de las condiciones que ellos mismos fijaron. Tres meses después no hemos obtenido respuesta sobre si las aceptan o no, y nos encontramos con esta propuesta. Lo que no aceptaremos es que Esquerra Unida juegue a dos barajas: a liberar a Blanco a través de negociaciones políticas y a recuperar la liberación de Vendrell (EU) y Girbés (PSOE) por la vía judicial. Es evidente que deben elegir».

Este punto del orden del día del pleno es un nuevo episodio del tira y afloja que han mantenido gobierno y oposición sobre la cuestión de los sueldos y los ediles liberados. Actualmente sólo la alcaldesa de la ciudad, Marta Trenzano, tiene sueldo y dedicación exclusiva.

El último capítulo de esta controversia se produjo en el pleno de noviembre cuando los votos de PP y Més Algemesí impidieron que prosperara el recurso presentado por ediles del gobierno municipal y que se materializó en una propuesta de alcaldía a partir de un informe de secretaría para recuperar el sueldo fijo que les fue retirado a raíz de un acuerdo plenario en junio.

Los ediles afectados por la medida querían revocar el acuerdo que habían aprobado los dos grupos de la oposición (PP y Més Algemesí). Unos meses antes, por parte de la oposición se justificó esta decisión de retirar los sueldos fijos por parte de Més Algemesí al considerar que tanto el modelo de liberados no funcionaba como que el cumplimiento de 115 puntos en un acuerdo firmado al inicio de la legislatura se había convertido ya en papel mojado para los miembros del equipo de gobierno. Los concejales afectados anunciaron, tras la decisión del pleno, reunido con carácter extraordinario, que acudirían a la vía contencioso-administrativa para recuperar sus salarios.

Además, la intención de los ediles afectados era que, si los tribunales les daban la razón, fueran los 12 concejales de PP y Més Algemesí los que asumieran el dinero que no han recibido en este tiempo y que respondieran con su patrimonio personal. Desde la oposición consideran que esta petición no será aceptada por un tribunal.

Fotos

Vídeos