El Gobierno lleva al Contencioso el presupuesto de 2017 de Aielo

El alcalde de Aielo. / lp
El alcalde de Aielo. / lp

El grupo socialista denunció la demora de la aprobación de la cuenta del año pasado y el incremento del capítulo de personal

BELÉN GONZÁLEZ ALZIRA.

La delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana ha iniciado un contencioso-administrativo contra la aprobación de los presupuestos municipales de 2017 de Aielo de Malferit. Así lo ha anunciado el grupo municipal Socialista, quien fue quien puso en conocimiento de la administración central que el trámite para la aprobación de dichos presupuestos se inició cuando ya había transcurrido más de la mitad del ejercicio económico, a pesar de que el gobierno local del PP cuenta con mayoría absoluta y de que la concejala de Hacienda, Aranxa Juan, tiene dedicación. Y también lo ha confirmado a LAS PROVINCIAS el alcalde, José Luis Juan Pinter, quien ha manifestado que los servicios jurídicos están estudiando la demanda. Aún así, apunta que no es sólo Aielo, sino que muchos ayuntamientos también han sido requeridos, porque el problema, según explica, no está tanto en la tardanza en la aprobación de los presupuestos, sino en la impugnación al capítulo de personal realizado por los socialistas.

Por su parte, el grupo municipal socialista recuerda que este contencioso es como consecuencia de poner en conocimiento de la Delegación del Gobierno lo que consideraban irregularidades, en primer lugar por la demora en la aprobación del prepuesto, que fue aprobado en un pleno extraordinario el 7 de julio, coincidiendo, además, la finalización del plazo para presentar alegaciones con las fiestas patronales y sustanciándose las mismas en pleno extraordinario el 24 de agosto.

Entre las alegaciones que presentaron se encontraban modificaciones de complementos de destino que suponía un incremento de casi 200 euros mensuales del técnico de Promoción Económica y del director de la Escuela Infantil, que, según subrayan los socialistas se trata del sobrino del alcalde.

También alegaron contra la creación de nuevas plazas como la de técnico en contabilidad y recaudación, la de técnico de la Casa de la Juventud, una nueva plaza de oficial de policía, «cuando Aielo, con 4.500 habitantes, ya cuenta con uno», así como el incremento de 4% de la partida de salarios.

El portavoz socialista, Juan Rafael Espí, apunta que también han recurrido las bases de la oferta pública para las plazas de policía y recrimina al alcalde, que «en el último pleno en vez de acusarme y pedirme explicaciones sobre cuestiones personales, debería haber explicado estas cuestiones que afectan al dinero de los vecinos de Aielo».

El portavoz socialista señala que «el alcalde me acusa de entorpecer la labor municipal, pero es él quien, saltándose las normas, dificulta la gestión», apuntando que desde que accedió a la alcaldía, los gastos en servicios jurídicos superan los 300.000 euros, importe que podría destinarse a necesidades del pueblo.

Fotos

Vídeos