El Estado invertirá 1,6 millones en la conexión entre Alzira y la autopista

Zona de Alzira desde la que se podría iniciar la conexión a la autopista AP-7. / francisco garcía
Zona de Alzira desde la que se podría iniciar la conexión a la autopista AP-7. / francisco garcía

Las cuentas también prevén aportaciones en carreteras en La Font de la Figuera y en la A-38 entre Cullera y Favara y en el ferrocarril

MANUEL GARCÍA ALZIRA.

El desglose de los Presupuestos Generales del Estado siempre deja, como el día de la lotería, satisfechos y molestos con las inversiones que reciban sus respectivos municipios. Una de las localidades agraciadas, a la espera de que se confirme la realización del proyecto, es Alzira. Desde la capital de La Ribera Alta tanto empresarios como los equipos de gobierno que han pasado por la alcaldía habían reclamado una conexión más directa con la autopista de pago AP-7.

Según informaron desde el Gobierno central, las cuentas contemplan la inversión de 1,6 millones para avanzar en la redacción de este proyecto de conexión. En concreto, el presupuesto de este año destinará 100.000 euros a este fin, 500.000 euros en las cuentas de 2019 y el millón restante estará incluido en el presupuesto de 2020.

Desde las filas del PP manifestaron su satisfacción por que este importante proyecto vaya a comenzar a desarrollarse. Por su parte, algunos de los empresarios consultados por LAS PROVINCIAS mostraron su alegría por este hecho pero afirmaron que estarán vigilantes para que todo se concrete y la conexión sea una realidad cuanto antes.

Las cuentas estatales que fueron desglosadas en la jornada de ayer por parte del Gobierno consignan también un importe de 19,22 millones de euros para el tramo de la A-33 de conexión de la A-31 con la A-35, que incluye la variante de la Font de la Figuera, actuación «que ya tiene en servicio la variante de La Font de la Figuera desde junio de 2017». El alcalde del municipio de La Costera, Vicent Muñoz, ha reclamado en numerosas ocasiones la necesidad de invertir en la mejora de las comunicaciones. Otros alcaldes que habían manifestado la necesidad de mejorar las carreteras que atraviesan sus respectivos términos son los de Sueca y Cullera. De este modo, para la A-38, la variante de Sueca, en el tramo entre Favara y Cullera, se consigna una dotación presupuestaria de 4,5 millones de euros para continuar con la ejecución de las obras «que se retomaron en 2015», recordaron desde el Gobierno.

Los ayuntamientos de estas localidades de La Ribera Baixa han manifestado en muchas ocasiones la necesidad de concluir cuanto antes estos proyectos para mejorar la seguridad en unos tramos en los que ha habido varios accidentes mortales en los últimos años.

Por lo que respecta a la mejora en los ferrocarriles, se prevé una inversión de 137,7 millones del Corredor para las obras entre La Encina-Xàtiva y Valencia y 2,8 millones que Adif destinará a implantar el ancho estándar en el tramo Almussafes-Castellón (vía, electrificación e instalaciones de seguridad).

También se prevé la renovación de la vía Xàtiva-Silla o la duplicación de la vía Cullera-Gandia.

Finalmente, el Fondo de Compensación Interterritorial destinará 807.000 hasta 2019 en el proyecto de canalización pluvial para el barrio alcireño de Les Basses.

Más

Fotos

Vídeos