Corriendo cien millas cerca del cielo

Blanco, llegando a la meta. / lp
Blanco, llegando a la meta. / lp

La deportista se muestra «maravillada» de una experiencia que le permitió disfrutar de vistas envidiables

MANUEL GARCÍA ALZIRA.

Acostumbrada a las largas distancias, el último reto que la atleta alcireña Sylvie Blanco se puso delante era para pensárselo más de una vez. Había corrido maratones en diferentes lugares del mundo e incluso pruebas de gran dureza como la Marathon de Sables, por pleno desierto, pero enfrentarse a cien millas (160 kilómetros) en cinco días por el Himalaya a una altitud media de más de 3.500 metros sobre el nivel del mar requería toda la determinación que esta deportista posee.

Pese a que efectuó entrenamientos horas por Alzira y alrededores, el hecho de estar prácticamente a nivel del mar y llegar a estas alturas, con menos reservas de oxígeno, fue uno de los principales problemas a los que tuvo que hacer frente. «He vuelto maravillada de la experiencia, por la diferencia de filosofía y la organización, que poco tienen que ver con nuestras costumbres occidentales. India es otra historia».

Lo que siempre quedará en ella es el hecho de haber podido disfrutar de unos paisajes espectaculares. Dos de las etapas, explica, las corrió viendo frente a ella las cuatro montañas más altas del mundo (Everest, Makalu, Lhotse y Kanchenjunga) totalmente nevadas: «Emocionante como pocos momentos he vivido en otras carreras».

Nieve, sol, niebla, lluvia o calor, dependiendo de la altitud, fueron los compañeros de viaje para los atletas que se atrevieron con esta prueba, casi una aventura, un ritual y en el que la victoria es concluir y evitar el abandono. De hecho, de los 59 competidores, 20 no pudieron hacer frente a la gran dureza de una prueba que pone al cuerpo al límite. Blanco acabó en la posición número 19, pero más importante fue la acumulación de una experiencia que no será la última.

En esta aventura estuvo acompañada por su hermana, su sobrina y una amiga, que realizaron la versión 'walkers'. Ahora, todas ellas están maquinando la próxima aventura deportiva que podría tener a algún país sudamericano como protagonista.

Fotos

Vídeos