El Consistorio activa el protocolo por frío para evitar pernoctaciones en la calle

REDACCIÓN ALZIRA.

Ante la ola de frío que azota a todo el país, el Ayuntamiento de Xàtiva ha puesto en marcha el protocolo de emergencia para garantizar un techo a las personas que puedan estar pernoctando en la vía pública de la ciudad.

Desde la tarde de ayer y hasta el lunes por la mañana estará en marcha este plan que pretende que nadie pase estos días en la calle para evitar problemas debido a que las temperaturas serán muy bajas sobre todo por las noches. A partir del lunes, la concejalía de Bienestar Social en coordinación con la central de emergencias de la Generalitat se valorará la continuidad o no de la activación del protocolo.

El Ayuntamiento de Xàtiva ha pedido a los vecinos de Xàtiva que colaboren e informen de las personas que se encuentran afectadas por situaciones de riesgo para que puedan ser atendidas.

Por otra parte, el Departamento de Salud de La Ribera recomienda adoptar una serie de medidas con el fin de prevenir los problemas de salud que suelen derivarse de las bajas temperaturas.

Debido al frío que está haciendo en las comarcas centrales se recomienda limitar las actividades al aire libre, sobre todo si se pertenece a algún grupo de riesgo, y abrigarse bien, con especial atención a la cabeza (gorro de lana, sombrero), cuello (bufanda), pies (calzado resistente al agua, calcetines de algodón y lana) y manos (guantes, manoplas).

Cabe recordar que son grupos de riesgo: los enfermos crónicos; los recién nacidos y lactantes; las personas mayores; las personas sin recursos o sin hogar, y las personas que practican deportes al aire libre en zonas frías (alpinistas, montañeros, cazadores).

La Ribera recomienda, igualmente, mantener y reforzar los hábitos de higiene, puesto que, durante los meses de invierno se produce un aumento de la circulación de virus, que se contagian, sobre todo, a través de la vía aérea y del contacto con las manos. Por ello, es necesario lavarse las manos con frecuencia y, al toser o estornudar, cubrirse la nariz y la boca con un pañuelo desechable o la cara interna del codo.

Conviene, también, hacer comidas calientes que aporten la energía necesaria, sin renunciar a una alimentación variada. No hay que olvidar aumentar el consumo de agua, ya que en épocas de frío, al igual que en las de calor, se produce una mayor pérdida de líquidos que se deben reponer.

Otro aspecto a tener en cuenta es la salud de la piel que, al estar expuesta al frío y la humedad, puede sufrir grietas y sequedad. Para evitarlo, el departamento de salud recomienda hidratar bien la piel con cremas específicas y utilizar protectores labiales.

Fotos

Vídeos