Los alcaldes, satisfechos por acabar con un punto negro

M. G. CULLERA.

Jordi Mayor, alcalde de Cullera, agradeció la realización de esta obra que ayudará a acabar con «el punto negro más importante de España» en el que han fallecido varias personas en los últimos años a causa de accidentes de tráfico, varios de ellos vecinos de Cullera.

El primer edil resaltó que cuando se abre un nuevo tramo de esta autovía «se reduce drásticamente el número de accidentes». Se mostró satisfecho con las obras y añadió que ojalá en un futuro cercano «los ciudadanos puedan ver que los políticos hemos hecho los deberes» con referencia a esta obra.

Respecto al puente que se va a instalar en este tramo de carretera lo definió como «muy ribereño», ya que se va a sumar a la red de puentes de hierro que hay en la comarca de La Ribera Baixa.

«Cien años después se vuelve a construir un puente sobre el río Júcar con la misma estructura de un puente de hierro», añadió, a la vez que consideró que el nuevo puente se convertirá en todo un símbolo para la ciudad y supondrá una forma diferente de recibir a los turistas que llegan para disfrutar de la ciudad.

La alcaldesa de Sueca, Raquel Tamarit, también resaltó el hecho de que la actuación vaya a servir para mejorar la seguridad de las personas y también agradeció al departamento de Carreteras su «trabajo constante».

Tamarit afirmó que es consciente del trabajo que llevan a cabo y agregó que llevarían más iniciativas adelante si contaran con un presupuesto mayor: «Tenemos mucho interés en mejorar las infraestructuras de nuestro territorio», afirmó la alcaldesa de la capital de La Ribera Baixa.

Fotos

Vídeos