Las Provincias

Alumnos de Alzira colaboran en la recuperación de la vegetación del río Júcar

Uno de los tramos del río Júcar en Alzira que se encuentra invadido por las cañas. :: a. t.
Uno de los tramos del río Júcar en Alzira que se encuentra invadido por las cañas. :: a. t.
  • El cauce se replantará con ejemplares propios del bosque de ribera y se estudia ampliar este programa a todos los centros educativos

El Ayuntamiento de Alzira ha apostado por intentar recuperar el río Júcar, un elemento natural que caracteriza esta ciudad, que en las últimas décadas se ha ido deteriorando y dejando al margen de los planes de las administraciones.

La concejalía de Medio Ambiente puso en marcha un plan el año pasado, junto con la Fundació Limne, para recuperar la vegetación de ribera en el cauce del río. Este programa cuenta con la colaboración de los centros educativos más cercanos al río y en este momento se encuentra en la fase de replantación del tramo comprendido entre el puente de Pellicer y el conocido como puente amarillo.

«Los alumnos participan en la replantación y así pueden reconocer su entorno. Además, sirve para que sean conscientes de la importancia del medio ambiente y que lo cuiden», explica el concejal de Medio Ambiente, Pep Carreres.

Los estudiantes que participan en este programa son los del os colegios Academia Xúquer, Alborxí, La Puríssima, Lluís Vives y Tirant lo Blanc. En la primera fase se explicó a los alumnos la situación en la que se encuentra el río donde la vegetación autóctona ha sido relevada por plantas invasoras (caña principalmente) y las consecuencias que esto provoca en el ecosistema.

«Ahora se cambiará la vegetación a la del bosque de ribera ya que sirve para hacer más sombra y bajar la temperatura del agua», apunta el edil del área.

Las especies que se utilizarán en esta replantación serán 'baladres', sauces, chopos y tamarindos facilitados por el Centro para la Investigación y Experimentación Forestal (CIEF) de la Conselleria de Agricultura.

Este proyecto que vincula la ecología y la educación en Alzira tendrá continuidad durante los próximos años. Desde el Ayuntamiento han señalado que se plantean ampliar la participación al resto de centros educativos de la ciudad.

La limpieza del cauce del río Júcar es muy complicada ya que se encuentra repleto de cañas que estrechan cada vez más el curso del agua.

«Con recursos municipales hemos limpiado un tramo entre los puentes pero vamos lentos porque la vegetación es difícil de eliminar ya que hay dar varias pasadas para acabar con la rizoma», señala Pep Carreres.

Una labor que debería realizar la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) pero que desde hace años ha delegado en los ayuntamientos por falta de recursos económicos.

El Ayuntamiento de Alzira, además de utilizar sus recursos, está a la espera de que a finales del año que viene la Diputación de Valencia limpie un tramo más importante a fondo ya que dispone de maquinaria necesaria y de más personal. Sin embargo, mientras llega la ayuda de la Diputación, Alzira continúa con su plan de replantación en la zona cercana al Pont de Ferro. Y es que esta infraestructura cumplirá cien años en 2017 y se espera que su entorno se mejore a través de estas medidas.

Cabe recordar que la concejalía de Medio Ambiente puso en marcha el pasado año un Pla d'Arbratge que contemplaba el aumento de zonas verdes en la ciudad con medidas como la recuperación del río o la plantación de árboles en diferentes zonas para acabar con el déficit que se cifra en 7.500 ejemplares.