Las Provincias

El hermanamiento con Vila-real, en peligro

El laico Ayuntamiento de Xàtiva todavía está a tiempo de reconsiderar el acuerdo de hermanamiento con Vila-real. Lo decimos porque lo único que une a ambos gobiernos municipales es el deseo de poner el acento en la historia. Y más en concreto, en que ambas localidades fueron castigadas en 1707 por sus respectivos apoyo a la causa austracista. En todo lo demás, y aunque ambas localidades están gobernadas por el PSOE con el apoyo de Compromís, se parecen como un huevo a una castaña. El equipo de gobierno de Vila-real es taurino a más no poder y como el alcalde, José Benlloch (PSOE), es cualquier cosa menos tonto se encargó personalmente de presentar el otro día el programa de actos para celebrar a lo largo de 2017 el centenario del patronazgo de San Pascual y el CL aniversario de la llegada a la ciudad de las Hermanas de Nª Sª de la Consolación. Algo inimaginable en su colega setabense.

La familia no se elige. JR Cerdá ha vuelto a meter en un lío a su sobrino Roger. Ni corto ni perezoso ha escrito un artículo para contar que se ha pasado la vida presumiendo de que 'Raimon és del meu poble'. Mal hecho porque de pueblo será él. Raimon y los demás setabenses somos de ciudad. No porque seamos unos pretenciosos sino porque ésta es la categoría que Pedro el Ceremonioso le concedió a Xàtiva en 1347 junto con el derecho a utilizar la señera tricoronada. 'Datos para la historia de Játiva', dicho sea a la manera de Sarthou Carreres, que un portavoz oficioso del alcalde de la ciudad debería conocer de memoria.

Decadencia y encogimiento. Ay, la historia. ¿Cómo van a impedir que Morella se jacte de organizar la feria más antigua de la Comunidad (1257), que Gandia antes y Alcoy ahora quieran diluir los restos de la Gobernación de Dellà lo Xúquer en las mal llamadas 'Comarcas Centrales' o que la Fira d'Agost (1250) se humille al reconocer la supremacía de la de Cocentaina (1346) si se consideran pueblerinos? Es imposible.

Rendidos ante Cocentaina. Demasiada suerte tenemos de que no todo el mundo está igual de pez y de tarde en tarde pone a cada cual en su sitio. El diario 'Mediterráneo', por ejemplo, puntualizó el que la feria de Morella únicamente es la decana de la provincia de Castellón. Matización que todavía no han hecho nuestros gobernantes. Y así les luce el pelo. Ir a anunciar «la fira més gran del món» a un municipio de menor rango histórico y demográfico ha sido interpretado por numerosos setabenses como una irresponsable escenificación de la decadencia de la ciudad y su feria. Anúncienla en emporios turísticos como Cullera, Gandia o Benidorm, ¿pero en Cocentaina? «Terminaremos haciendo propaganda en Catamarruc y Benitandús», declaró un indignado vecino a LAS PROVINCIAS.

Un hermano en el pabellón municipal. Para la concejala de Turismo setabense, Mariola Sanchis (PSOE), en cambio, «estar presentes en una feria tan arraigada como ésta, que cada año va tomando más fuerza (.) es una oportunidad que no podíamos dejar escapar». Tan segura estaba de que el esfuerzo merecería la pena que antes de conocer el resultado de la inversión ya anunció que en 2017 el Ayuntamiento volvería a llevar a Cocentaina la publicidad y la oferta gastronómica local, representada, entre otras, por la firma cervecera propiedad de un militante de Compromís que podría convertirse en concejal en las próximas fechas, Rafael Suñer, hermano de la portavoz de esta formación Cristina Suñer.

Reacción en cadena en Compromís. Ahí queda eso. Joanjo Gª Terol no ha dimitido como concejal; ha desatado una reacción en cadena que, por de pronto, pondrá de manifiesto el carácter 'familiar' de la candidatura presentada por Compromís en los comicios municipales de mayo de 2015. Con independencia de los motivos que hayan llevado al señor García a abandonar el consistorio, si se confirma que la número 4 de la lista, Empar Penadés, no tiene el menor interés en ser concejala, el honor recaería en Salvador Moscardó, marido de la nº 1, Cristina Suñer. Pero es que en el supuesto de que el matrimonio Moscardó-Suñer considerara impúdico, que lo es, compartir también el poder municipal, Compromís estaría otra vez en las mismas, ya que la nº 6 no se habla con Cristina y, al decir de fuentes bien informadas, se desvinculó del partido, y se da la casualidad de que el nº 7 es su hermano Rafael, quien tendría que elegir entre política y negocios, ya que compatibilizar ambas cosas le estaría vedado. Mal estuvo ya que su cervecera se beneficiara de la presencia de un pabellón municipal en la feria de Cocentaina. Pero es que en el supuesto que accediera al cargo de concejal sería sencillamente incompatible.

Lola desembarcó con Mora en Campos. Teodoro Mora nos pide que aclaremos que Lola Carpio ya pertenecía a la plantilla de esta prestigiosa firma de Ontinyent antes de que la pastelería se hiciera cargo de la gestión de Dulces Campos. Extremo que el autor de la información desconocía. Por lo que esta magnífica profesional setabense únicamente se ha reintegrado a su anterior puesto de trabajo.

Codere abre un salón de apuestas. Codere ultima la apertura de un salón de apuestas en la calle de la Reina, 12. El inmueble albergó anteriormente Antica Pizza y mucha antes el restaurante El Rincón.