Las Provincias

Granero asegura que la salud de la Mancomunitat es «fuerte» gracias al «trabajo intenso»

El presidente de la Mancomunitat de la Costera-Canal, Roberto Granero, hace un balance positivo después de un año al frente de la misma, asegurando que en estos momentos la institución supramunicipal se encuentra «fuerte», económicamente hablando, «lo que nos permite cumplir con todos los requisitos marcados por la ley con nota y poder llevar a cabo gran parte de nuestros objetivos».

Uno de esos objetivos ya se ha logrado en este año, como ha sido darse a conocer a los vecinos de las diferentes localidades que la conforman. «Cuando fui nombrado presidente me encontré con una institución prácticamente desconocida y alejada de la sociedad de las comarcas, con buena salud económica, pero con un déficit de objetivos e ideas», asegura. En este sentido apunta que estos doce meses se han llevado a cabo acciones como talleres en diferentes municipios que han propiciado más de 60 puestos de trabajo; la apertura de una bolsa de trabajo para el servicio de atención a la infancia, que pretenden ampliar a largo plazo; la firma de convenios con asociaciones y colectivos, así como la modernización de la institución con una nueva web y su presencia en las redes sociales.

El también alcalde de l'Alcúdia de Crespins ha defendido el papel de la Manocumunitat como necesario «para conseguir que todos los vecinos de nuestras comarcas tengan los mismos servicios y de la misma calidad; para beneficiarse de la economía de escala y la vertebración sociocultural y de infraestructuras».