Las Provincias

El nuevo intendente de la Policía de Xàtiva apuesta por la proximidad y transparencia

Momento de la presentación del nuevo intendente a la plantilla de la Policía Local de Xàtiva, junto al alcalde, Roger Cerdà. :: lp
Momento de la presentación del nuevo intendente a la plantilla de la Policía Local de Xàtiva, junto al alcalde, Roger Cerdà. :: lp
  • Antonio Collado quiere acercar los servicios al ciudadano, potenciará la Junta Local de Seguridad y optimizará la plantilla hasta que se amplíe

El nuevo intendente principal de la Policía Local de Xàtiva, Antonio Collado Gimeno, tomaba posesión de su cargo el pasado jueves y ayer se presentaba de manera oficial a la plantilla de agentes, en un acto al que asistía el alcalde, Roger Cerdà, y la concejala titular, Mariola Sanchis.

Funcionario de carrera desde el año 1983 e intendente en jefe desde 1987, durante 21 años en Algemesí, 2 en Mislata y 6 como jefe de la Policía Local de l'Alcúdia. Antonio Collado llega a Xàtiva «tan ilusionado como el primer día después de 30 años de carrera y con la idea de mejorar y cambiar el modelo policial hacia una policía de proximidad o comunitario y de barrio», ha manifestado a LAS PROVINCIAS.

Collado manifiesta que «el modelo policial en el que creo y confío es el preventivo porque el nivel de eficacia de las tareas preventivas, que no suelen tener grandes titulares, es enorme y así lo avalan los bajos índices de criminalidad». En este sentido, también apuesta por la «corresponsabilidad y colaboración ciudadana», porque considera que las fuerzas de seguridad deben estar al servicio de los ciudadanos.

Una de las principales tareas que tendrá que realizar el nuevo intendente de la Policía de Xàtiva es corregir la deficiencias de la propia plantilla, como puede ser el envejecimiento de la misma. «Muchos agentes han pasado a segunda actividad, por lo que se cuentan con menos recursos humanos», apunta, añadiendo que hasta el Ayuntamiento pueda conseguir los recursos que le permite ampliar la plantilla, intentará «optimizar al máximo los recursos humanos con los que cuenta, reorganizando la distribución de los agentes en horarios y tareas; marcando objetivos a corto, medio y largo plazo, viendo qué tipo de actividades requieren más agentes y dedicar el máximo de esfuerzo a las áreas más cercanas a los ciudadanos».

Una vez reorganizada la plantilla, además de instaurar el modelo policial de proximidad, uno de los principales objetivos que se ha marcado es incidir en el área de Seguridad. Al respecto, asegura que potenciará la Junta Local de Seguridad, como principal herramienta para trabajar en colaboración con el resto de cuerpos y fuerzas de seguridad, como es la Policía Nacional y la Guardia Civil. «Es incomprensible que durante años aquí, en Xàtiva no se haya utilizado este órgano, importantísimo para que ese fluir continuo de información entre cuerpos pueda redundar en una eficiencia y eficacia mayor».

Antonio Collado también apuesta por la transparencia. «Llevo 29 años dirigiendo cuerpos policiales y siempre ha sido ese mi principal denominador común», asegura. «Tenemos que abrir las puertas de par en par de la Policía para que no haya nada que esconder y lo que hay ponerlo al servicio de los ciudadanos», apunta.

El proceso de selección de este puesto de intendente no ha estado exento de polémica, por los recursos presentados por los sindicatos, Collado manifiesta que no va a cuestionar algo que los sindicatos están legitimados a hacer, pero asegura que «en mi ánimo no está el venir aquí a crear conflicto, sino a trabajar» y que en los días que lleva no ha percibido esa presunta confrontación ni agresividad, sino todo lo contrario «el recibimiento ha sido muy cordial desde el minuto uno y la colaboración total y absoluta». Al respecto recuerda que es profesor en la Academia de Policía y que muchos de los agentes de la plantilla de Xàtiva han sido sus alumnos y lo conocen y les conoce perfectamente.

Sobre si el hecho de que su nombramiento no fuera apoyado por EU y Compromís, socios de gobierno, insiste en que no le supone ningún tipo de presión. «No voy a valorar ni cuestionar la postura políticas, sí puedo decir que he pasado todas las cribas legales del proceso y que un tribunal técnico me propuso para el puesto».

Él fue el único candidato en presentarse, algo que considera que se debe a que «todos los mandos policiales nos conocemos y saben que tengo una puntuación elevada y difícil de igualar» y por ello habrán optado por no presentarse.

En este sentido asegura que su idea es consolidar este puesto de Xàtiva y su voluntad es presentarse a la oposición para este puesto si sale el próximo año y «si no lo consigo volveré a la plaza de donde soy funcionario», que es en Algemesí.

Precisamente ha hablado de su relación con el Ayuntamiento de este municipio y ha respondido al entonces jefe de la Policía Local, Erich Vanacloig, quien manifestaba en este periódico su extrañeza por la participación de Collado en la Junta Local de Seguridad del municipio. «A lo mejor no conoce la legislación vigente que da potestad a los alcaldes a nombrar a tres asesores y yo, como miembro del Gabinete Técnico de Coordinación de la Generalitat, tengo la función de asesorar a ayuntamientos y cómo no voy a asesorar al del Algemesí, del que soy vecino y tengo un conocimiento exhaustivo».