Las Provincias

Retablo del siglo XVI. :: lp
Retablo del siglo XVI. :: lp

El Síndic da un mes a Xàtiva para fijar un calendario de reparación del retablo del XVI

  • El actual equipo de Gobierno asegura que reparará los daños, pero recuerda que el traslado lo realizó el anterior ejecutivo local

El Síndic de Greuges de la Comunitat Valenciana ha dado un plazo de un mes al Ayuntamiento de Xàtiva para manifestar su disposición a aceptar las recomendaciones de los técnicos de la entidad CulturArts de la Generalitat Valenciana para reparar los daños en el retablo del siglo XVI que fue trasladado desde el museo Almodí a la Casa de l'Ensenyança, museo de Bellas Artes municipal, y en caso de que acepte, se concrete un calendario para realizar los mismos. O, por el contrario, traslade al Sindic las razones que estime para no aceptar las mismas.

La denuncia de los daños, de los que también informaba en el mes de mayo LAS PROVINCIAS, fue interpuesta por la asociación Círculo por la Defensa y Difusión del Patrimonio Cultural ante el Síndic. Dicha asociación entendía que los desperfectos eran «graves», al haber sido agujereado y atornillado «ilegalmente» para anclarlo a la pared y solicitaba «la retirada inmediata de los tornillos y la reparación inmediata de los daños ocasionados».

Desde el consistorio, que tras su publicación en LAS PROVINCIAS y en un principio, negaba en un comunicado oficial que el retablo sufriera daño alguno en el proceso de montaje, realizado por restauradores del Instituto Valenciano de Conservación y Restauración, sí que se reconocen los daños, después del informe aportado, a instancias del Síndic y elaborado por técnicos de la entidad CulturArts de la Generalitat Valenciana, en el que sí que aprecian «daños muy evidentes ocasionados por los elementos de sujeción utilizados».

En el informe, los técnicos plantean la necesidad de un nuevo sistema de anclaje de las tablas al soporte que permita eliminar todos los tornillos «que afean la obra» y proponen como intervención correcta, «sustituir los anclajes y diseñar un sistema de ángulos y pletinas que sujetasen las piezas sin ocasionar daños. Al mismo tiempo algún tipo de enganche, imán u otra pieza que nos asegurase la perfecta y respetuosa sujeción se podía aplicar a los pináculos, columnas y doseletes» y una vez colocado el retablo en la estructura, «habría que intervenir los agujeros de los clavos que se eliminarían». Los técnicos de CulturArts, sin embargo, apuntan la conveniencia de plantearse para un futuro «no muy lejano» la restauración de los dorados del retablo. Si bien es cierto, que en el informe se certifica que la pintura se encuentra «en perfecto estado, sólo una pequeña pérdida muy reciente, posiblemente por un golpe en una de las imágenes de la predela» y que las tallas y volúmenes «no presentan grandes pérdidas pero sí que encontramos grietas, bastantes agujeros y piezas que han sufrido deformaciones».

Fuentes municipales han asegurado a LAS PROVINCIAS que el Ayuntamiento responderá al Síndic que sí acepta las recomendaciones y que se va a proceder a la reparación de todos los daños que se hayan causado, siguiendo las recomendaciones de los técnicos de la entidad CulturArts de la Generalitat. Asimismo, y como se recomienda en la resolución de la institución del defensor del pueblo valenciano, se elaborará un calendario para llevar a cabo los trabajos de reparación.

Sin embargo, desde el equipo de Gobierno actual se recuerda que el traslado del retablo al museo de Bellas Artes, se produjo para la inauguración de dicho edificio, antigua Casa de l' Ensenyança, en febrero de 2015, inauguración que corrió a cargo del entonces presidente de la Generalitat Alberto Fabra y estando al frente de la concejalía de Cultura la actual portavoz municipal del Partido Popular, María José Pla.

Estas mismas fuentes municipales lamentan que, una vez más, el actual equipo de Gobierno tenga que hacer frente y resolver actuaciones derivadas de la «mala gestión» llevada cabo durante los años de gobierno del Partido Popular.