Las Provincias

Almussafes promete ser accesible completamente en los próximos ocho años

Miembros de COCEMFE en la entrega del proyecto a las autoridades de Almussafes. :: lp
Miembros de COCEMFE en la entrega del proyecto a las autoridades de Almussafes. :: lp
  • El Plan Integral de Accesibilidad del municipio, redactado por COCEMFE, está concluido y su desarrollo se ejecutará en varias fases

Almussafes ha apostado de forma clara por conseguir que sus calles, sus edificios y, en general, todo el municipio sea accesible. Un ambicioso proyecto que comienza con la redacción de un Plan de Accesibilidad Municipal que ha sido realizado por la Confederación de Personas con Discapacidad Física y Orgánica de la Comunitat (COCEMFE) y la UPV y que ya ha sido entregado a las autoridades municipales.

Esta hoja de ruta va a permitir que durante un plazo máximo de ocho años, el ejecutivo de Almussafes complete el proyecto global de eliminación de las barreras arquitectónicas de todo el núcleo urbano, uno de los principales proyectos en los que se encuentra inmerso el actual gobierno local. Tras meses de trabajo y una inversión de 15.000 euros por parte del Ayuntamiento de Almussafes, el Plan de Accesibilidad Municipal está redactado y preparado para su desarrollo urbanístico. El análisis de las condiciones de accesibilidad de la localidad y la propuesta de actuaciones de mejora que garanticen la igualdad de oportunidades de vecinos y visitantes, las dos premisas del estudio que ha coordinado la entidad de utilidad pública.

«Hoy es un día muy importante para nuestro municipio, puesto que tras el esfuerzo llevado a cabo contamos con un gran proyecto de reforma urbanística de nuestro casco urbano que convertirá a Almussafes en un pueblo plenamente accesible, no sólo para las personas con movilidad reducida, sino también para otros muchos colectivos de vecinos que se enfrentan en su día a día a obstáculos arquitectónicos en las vías públicas, como madres con bebés o personas mayores con dificultades, entre otros», ha explicado el primer edil de Almussafes, Toni González. El citado estudio, que ya consta en el Ayuntamiento, empezó a gestarse a finales del 2015 tras la realización de una encuesta de consulta de preferencias ciudadanas sobre la accesibilidad del municipio, en la que participaron los más de 130 vecinos afectados por diversidad funcional de Almussafes.

Tras esta primera fase, el documento entregado desarrolla una evaluación técnica de las condiciones de accesibilidad actuales del municipio, con la correspondiente detección de las principales barreras arquitectónicas existentes.

A continuación, el plan incluye una serie de propuestas de actuación y soluciones para la eliminación de las citadas barreras. En este sentido, plantea diferentes itinerarios que permiten el desplazamiento por los principales puntos de la población, como los edificios públicos o zonas verdes, atendiendo a los requisitos de accesibilidad según la normativa de aplicación y los flujos de gente.

El estudio, que el equipo de gobierno de Almussafes quiere ejecutar en su totalidad en un plazo máximo de ocho años aporta, asimismo, una propuesta técnica con modificación de anchos de acera, peatonalización de calles, soluciones tipo y la importancia de la accesibilidad en la vía pública.

El consistorio de Almussafes quiso avanzar la iniciativa y emprendió a finales de febrero la primera fase del proyecto técnico de mejoras en cuanto a la accesibilidad en las vías públicas del municipio. La actuación urbanística, que concluyó en mayo, se centró en la eliminación de las barreras arquitectónicas de las calles que conectan las diferentes dependencias públicas de la localidad. El proyecto, presupuestado en 54.326 euros, se financió con cargo al Plan de Inversiones Financieramente Sostenibles de la Diputación. También se han realizado otras mejoras durante este año.