Las Provincias

Retiran siete palmeras de Ontinyent por riesgo de caída

Las palmeras serán sustituidas la próxima semana. :: lp
Las palmeras serán sustituidas la próxima semana. :: lp
  • Los árboles están situados en la avenida Daniel Gil y serán sustituidos por otros ejemplares menos problemáticos

Parques y Jardines retirará siete palmeras de la avenida Daniel Gil de Ontinyent por riesgo de caída de sus copas después de que el informe de una empresa especialista revele que las palmeras han sufrido un estrechamente debido a un crecimiento insuficiente del diámetro del tronco. El Ayuntamiento y los vecinos de San José coinciden en que la mejor alternativa es reemplazar las palmeras datileras por otras de la especie Washingtonia.

La Concejalía de Parques y Jardines, dependiente del área de Territorio, procederá la próxima semana a la retirada de 7 de las 37 palmeras de la avenida Daniel Gil, debido al riesgo de caída de sus copas. Un informe encargado a una empresa especialista sobre el estado de las palmeras de la ciudad ha revelado que los referidos siete ejemplares presentan riesgo de caída por estrechamiento de la parte superior, debido a un crecimiento insuficiente del diámetro del tronco.

Tras conocer el resultado del informe, el concejal coordinador de Territorio, Jaime Peris, y el edil de Parques y Jardines, Manuel Cuesta, se reunieron con representantes de la Asociación de Vecinos de San José, para explicarles la situación y consensuar la intervención a realizar. Tras descartarse la tala de todas las palmeras para la plantación de otro tipo de árboles, y también la posibilidad de sustituir las palmeras para mobiliario urbano, en la reunión se acordó que la mejor alternativa es retirar las siete palmeras y sustituirlas por otra variedad de palmera, en este caso la washingtonia, más resistente y menos problemática.

A estas siete palmeras se una otra en los exteriores de la Sala Gomis con el mismo problema, y que también será talada y sustituida por otra palmera washingtonia. El momento de la plantación de las nuevas palmeras dependerá de los informes técnicos que se están efectuando en ese momento, y que podrían aconsejar esperar hasta la primavera para que los ejemplares tengan la mejor adaptación posible a su nuevo emplazamiento. Ante el riesgo de que más palmeras datileras puedan sufrir el mismo problema en los próximos años, el Ayuntamiento aumentará la frecuencia de la revisión de su estado. En el caso de verse afectadas, también serían sustituidas por palmeras washingtonia filifera.