El PSPV se remonta hasta la batalla de Almansa para acentuar su perfil nacionalista

El secretario general del PSPV, Ximo Puig. / J. SIGNES

Proclama que en 1707 la originalidad institucional del País Valenciano fue «borrada» en favor del nuevo estado nación emergente: el español

FERRIOL MOYA VALENCIA.

Ximo Puig proyecta un PSPV más valencianista. Desde la derrota de Susana Díaz en las primarias federales, el compromiso del secretario general de los socialistas valencianos con la propuesta más centralista de modelo de Estado que avalaba la presidenta andaluza caducó. Y el presidente del Consell se puso manos a la obra para trabajar en la imagen de un PSPV más autónomo, primero de la propia dirección federal del PSOE -con la que no congenia-, y en segundo lugar, para hacer frente a un partido de nítido perfil valencianista como es Compromís, ahora socio de Gobierno, pero en cuestión de pocos meses rival a batir en la carrera por la presidencia de la Generalitat.

El PSPV que saldrá del congreso de Elche será más nacionalista. La ponencia marco que se debatirá en ese cónclave lo deja claro desde la primera línea: «El PSPV es un partido democrático, de izquierdas, valencianista y federalista». Una declaración de intenciones que aún se hace más patente cuando llega el apartado de 'Valencianismo y federalismo'.

La nueva orientación pretende marcar distancias con el PSOE y plantar cara a Compromís

Dentro de ese apartado, la ponencia de los socialistas valencianos se retrotrae hasta la batalla de Almansa, en 1707, para sostener un relato que, hasta la fecha, el PSPV no había propuesto de esta manera. «El País Valenciano es un sujeto político. Un sujeto complejo, al que su originalidad institucional primigenia fue borrada por el justo derecho de conquista, justo al momento que se iniciaban los primeros movimientos de los que tendrían que ser los estados nación modernos, resultando reducido en favor del nuevo estado nación emergente: el español», se explica textualmente.

La reflexión -que podría asumir sin grandes esfuerzos un partido como Compromís- busca reivindicar el perfil más nacionalista del PSPV. De hecho, se pone tanto empeño que al señalar al estado español parece señalarse a un culpable actual -pese aquella guerra y la pérdida de los fueros se produjo hace más de 300 años-, obviando el hecho de que el propio PSOE tiene carácter de partido político nacional.

La ponencia del PSPV rechaza la uniformidad heredera de la España "una, grande y libre"

La ponencia marco de los socialistas valencianos reivindica la figura de Joan Fuster, al subrayarse que con los años sesenta las nuevas generaciones, influidas entre otros por el escritor y ensayista de Sueca, «recuperaban el aprecio por la lengua propia iniciando un movimiento social reivindicativo». El ensayo más conocido de Fuster es 'Nosaltres els valencians', escrito en la década de los años sesenta y considerado por muchos como manual de referencia para los nacionalistas valencianos.

La ponencia recupera incluso esa reivindicación de la etapa preautonómica: «Llibertat, amnistia i Estatut d'autonomia», la aprobación posterior de la Carta Magna valenciana y la de la Llei d'Ús. El documento político que debatirán los socialistas valencianos advierte de que la lealtad a la diversidad española no significa lealtad a la uniformidad heredera de la España «una, grande y libre». Mirar hacia el mundo desde una perspectiva valenciana con mecanismos de coordinación pero nunca de subordinación, zanja.

Fotos

Vídeos