Cs propone minimizar los méritos de los exempleados de RTVV en la nueva À Punt

Instalaciones de À Punt, la antigua RTVV, en Burjassot. / jesus signes
Instalaciones de À Punt, la antigua RTVV, en Burjassot. / jesus signes

La formación naranja quiere que la experiencia de haber trabajado en Canal 9 sólo valga un 5 % en las oposiciones para la futura plantilla

S. P.

valencia. El grupo parlamentario de Ciudadanos en Les Corts ha propuesto limitar la puntuación total de la antigüedad y experiencia en Canal 9 a los profesionales que opten al concurso oposición para trabajar en la nueva radio televisión autonómica a un máximo de un 5%.

De la misma manera, la portavoz de esta formación, Mari Carmen Sánchez, y el diputado Toni Subiela, proponen que las contrataciones iniciales mediante la bolsa de trabajo se valore como mérito diferenciado, «que podrá suponer hasta un 20% de la puntuación total», haber trabajado en la extinta RTVV, la antigüedad y que se hubiese accedido a la aniquilada corporación pública mediante un proceso de selección, aunque en este extremo la propuesta de Ciudadanos, firmada el pasado 21 de febrero, llega un poco tarde puesto que ya se ha confeccionado una plantilla inicial de 128 profesionales. No obstante, desde À Punt se recuerda que estas contrataciones a través de las bolsas de trabajo son temporales.

La ley en vigor que regula el acceso a los nuevos puestos de trabajo de À Punt no recoge porcentaje alguno, como sí proponen los diputados de Ciudadanos, y deja el campo abierto a la contratación de los antiguos miembros de la plantilla de la cadena pública de comunicación que cerró el último Consell del PP de Alberto Fabra.

En este sentido, la ley en vigor recoge que la dirección general propondrá al Consejo el calendario y los puestos de trabajo necesarios para el funcionamiento de la Corporación y de las sociedades que dependan de esta mediante concurso oposición, «del que formarán parte, dentro de la fase de valoración de méritos, la antigüedad en la extinta RTVV en un puesto de trabajo de las características análogas del puesto de trabajo a ocupar y haber accedido mediante un proceso selectivo».

Ahora prácticamente un 90% de los integrantes temporales de la plantilla de la nueva radio y televisión autonómica, que se han incorporado a través de la bolsa de trabajo, pertenecían a la plantilla de la extinta RTVV. Se trata de un porcentaje de incorporación que no ha gustado ni a los partidos de la oposición parlamentaria, como PP y el propio Ciudadanos, como han dejado constatado, pero tampoco a los miembros de la coalición de izquierdas que apoya al Consell, en especial al partido mayoritario, el PSPV, que se ha quedado desplazado y no controla el proceso de las nuevas incorporaciones.

Hasta tal punto es el malestar entre los partidos que apoyaron al Consell en esta aventura de rescatar la televisión autonómica, que la Corporación Valenciana de Medios de Comunicación (CVMC) se vio obligada hace unas semanas a emitir un comunicado para advertir de que en un futuro ampliará hasta a un 25 % el porcentaje de empleados ajenos a Canal 9.

El portavoz de la ejecutiva nacional del PSPV y presidente de la Diputación de Valencia, Jorge Rodríguez, señaló directamente a los miembros del Consejo Rector de la Corporació Valenciana de Mitjans de Comunicació del desequilibrio en el personal procedente de las bolsas de trabajo y el que no había trabajado nunca en RTVV, puesto que han tenido un peso muy superior aquellos profesionales que emplearon sus servicios en la extinta televisión valenciana que el resto de quienes han optado a la bolsa de trabajo sin haber trabajado en Canal 9.

En este sentido, Manolo Mata, el portavoz socialista en Les Corts y vicesecretario de los socialistas valencianos declaró que «cuesta entender» que en las bolsas de trabajo temporal de À Punt haya una presencia «aplastante» de extrabajadores del RTVV.

Fotos

Vídeos