Podemos esquiva las normas de Iglesias y celebrará primarias en 50 municipios

Antonio Estañ, secretario general de Podemos en la Comunitat, junto a la diputada Fabiola Meco. / Irene Marsilla
Antonio Estañ, secretario general de Podemos en la Comunitat, junto a la diputada Fabiola Meco. / Irene Marsilla

La Comunitat es la región que más votaciones tendrá después de que la dirección haya movilizado a la militancia para sortear las exigencias de Madrid

Arturo Cervellera
ARTURO CERVELLERA

El reglamento de Podemos para elegir a las nuevas direcciones municipales que diseñaron en enero Pablo Echenique, secretario de organización del partido, y Pablo Iglesias, líder de la formación, estableció una serie de normas que impedían la celebración de primarias en la mayoría de localidades de España. Esta situación era especialmente sangrante en la Comunitat, ya que entonces tan sólo Valencia capital cumplía las condiciones. Sin embargo, desde la dirección regional, considerada autonomista y de una corriente diferente a la oficialista, se han puesto las pilas para actualizar censos y movilizar a la militancia, lo que les ha permitido esquivar las normas impuestas y que se vayan a celebrar el próximo junio primarias en 48 municipios para elegir las secretarías generales y los Consejos Ciudadanos Municipales (CCM).

Según los datos difundidos por el partido a nivel estatal, la Comunitat será la autonomía en la que más votaciones tendrán lugar al acumular casi un cuarto de los procesos internos de toda España. En la provincia de Alicante se elegirán 15 secretarías generales municipales entre las que destacan la propia ciudad, Elche, Orihuela o Elda. En Castellón habrán urnas en seis localidades como Vinaròs o Moncofa o la misma Castellón y en Valencia, además de en la capital, se elegirán representantes en 26 municipios como Torrent o Burjassot.

Fuentes de la dirección de Podemos ya adelantaron que estas eran unas «condiciones extremadamente duras» al exigir una serie de militantes activos, una nueva figura en la formación morada, y un porcentaje mínimo de afiliados en relación a la población. Desde la dirección regional apuntaron que se ha hecho un «gran esfuerzo» estos meses para que estas votaciones puedan tener lugar. En Podemos consideran que es importante que las agrupaciones locales tengan autonomía y no estén en funciones, una situación en la que llevan desde inicios del año.

Al menos dos candidaturas se disputarán la secretaría general del partido en la ciudad de Valencia

Para las votaciones de antes del verano ahora se abre el plazo de preinscripción de las candidaturas, que terminará mañana, en la que las personas interesadas en concurrir a los procesos internos tendrán que registrarse. Desde entonces y hasta el 1 de junio, tendrán lugar los respectivos controles internos y la presentación de avales. En las primeras semanas de junio será la campaña electoral y del 11 al 18 las votaciones.

Las primarias municipales de Podemos llegan en un momento determinante para el partido de cara a las elecciones de 2019. En estos comicios la formación tiene la intención de concurrir con partidos como Esquerra Unida o Compromís (aunque los nacionalistas son reacios a la propuesta) y serán las nuevas direcciones las que participarán en la conformación de las coaliciones.En Valencia ya está confirmado que habrá, al menos, dos candidaturas. El actual secretario general, Jaime Paulino (que cuenta con el beneplácito de la cúpula autonómica) concurrirá al proceso y es el favorito para ser reelegido. Por otro lado, también participará Berto Jaramillo, concejal en el Ayuntamiento. Tampoco se descartan otras candidaturas de los afines a Iglesias u otra cercana a las tesis de Íñigo Errejón.

Fotos

Vídeos