El secretario de Empleo participa en un acto por la libertad «de los presos políticos»

Enric Nomdedéu, segundo por la izquierda, durante el acto independentista./LP
Enric Nomdedéu, segundo por la izquierda, durante el acto independentista. / LP

Los populares reclaman el cese del alto cargo de Compromís, que intervino en una mesa redonda, pero éste niega que se mostrara a favor de la independencia

A. G. R.

Una vez más, el secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, se vuelve a situar en el centro de la polémica. Su asistencia y participación en un evento convocado por la Asamblea Nacional Catalana (ANC) de Vilaplana, localidad próxima a Reus, ha servido para que el PP solicite una vez más la dimisión del alto cargo de Compromís. El evento, un sopar groc a 20 euros el cubierto, contaba con la intervención de Nomdedéu y de otros 11 invitados.

Diferentes imágenes difundidas del encuentro permiten observar cómo sobre el escenario, en la mesa donde se celebró el debate, se colocaron fotos de los políticos presos o fugados junto a una de las urnas empleadas el pasado 1 de octubre en la consulta soberanista de Cataluña. Tras ellos, colgaba un enorme cartel en el que se pedía la libertad para los miembros del Govern encarcelados, «los presos políticos». El cargo de la Generalitat, en declaraciones a LAS PROVINCIAS, indicó que había acudido a la mesa redonda tras recibir una invitación de unos familiares y con el objetivo de explicar cómo se veía la situación desde fuera de Cataluña. En redes sociales, en el perfil de una entidad vinculada con el acto, se le atribuyeron frases como que la Comunitat irá detrás de los catalanes en la independencia. Pero Nomdedéu lo negó y dijo que se trataba de un error. Así, siempre según sus explicaciones, indicó que la Comunitat «se queda muy atrás» de ese planteamiento. El alto cargo de Compromís subrayó que ni el partido ni él mismo plantean tesis independentistas.

Tuit que recoge declaraciones de Nomdedéu
Tuit que recoge declaraciones de Nomdedéu

El PP pidió la dimisión del secretario autonómico de Empleo e instó al presidente de la Generalitat, Ximo Puig, a explicar si hay «pactos ocultos con los independentistas». La vicesecretaria regional del PPCV, Elena Bastidas, calificó de «muy grave» que Puig «haya permitido» que miembros de su Consell se sumen a actos donde se defienden «actitudes que no reconocen la acción de la Justicia».

No es la primera vez que el dirigente nacionalista genera cierto malestar incluso en sus propias filas. Hace unos meses, a través de una red social despreció con un insulto a Eva Ortiz, la número dos del PP valenciano. En concreto, publicó: «El PP tendría que cambiar a Bonig, pero la alternativa es como un chimpancé con una ballesta».

Acto organizado por la ANC de Vilaplana. / LP

Fotos

Vídeos