Máximo Caturla: «No me he llevado un duro jamás de Ciegsa y no he visto a nadie hacerlo»

Máximo Caturla, antes de su declaración./Efe
Máximo Caturla, antes de su declaración. / Efe

El ex consejero delegado de la empresa pública Ciegsa asegurar que las cuestiones que se denuncian «no se podían hacer», pues los técnicos lo habrían denunciado

EFE VALENCIA

El ex consejero delegado de la empresa pública Ciegsa Máximo Caturla ha afirmado hoy que nunca se ha llevado "un duro" ni ha visto que nadie lo hiciera, y ha negado ser "recaudador de ningún dinero" ni para el PP, ni para él ni para nadie.

En su comparecencia en la comisión de Les Corts que investiga la gestión de Ciegsa, Caturla se ha referido a las investigaciones del caso Imelsa, en el que está investigado (antes imputado), para negar haberse llevado dinero jamás y asegurar que las cuestiones que se denuncian "no se podían hacer", pues los técnicos lo habrían denunciado.

"En cada obra hay seis técnicos y nadie denunció nada porque no hubo nada", ha asegurado, y ha defendido que todo el dinero que tiene es el fruto de su trabajo y ha asegurado que no vio "ningún tipo de irregularidad o incorrección", pues de lo contrario lo habría denunciado.

"Mi situación es difícil y no se la deseo a nadie. He venido a comparecer porque creo en mi inocencia, creo que soy inocente de lo que se me acusa pero tendré que demostrarlo en el juzgado", ha señalado.

Caturla ha defendido su gestión al frente de Ciegsa, de la que fue consejero delegado entre 2004 y 2007, pero también en la Diputación de Valencia, donde fue vicepresidente con Alfonso Rus, a quien nunca vio hacer algo "incorrecto o inmoral", sino que cumplió "escrupulosamente la legalidad".

Sobre su gestión en Ciegsa, ha asegurado que en esta empresa pública encargada de la construcción de colegios "no hubo sobrecostes", sino que hubo "más obra que costó más"; ha asegurado que todo lo hecho fue "correcto" y "legal", y ha señalado que la cifra de mil millones de euros en sobrecostes "no se la puede creer nadie" porque "no es real".

Ha considerado que la palabra sobrecostes "se ha tergiversado mucho" y a veces "ha sido manipulada" e incluso "falseada", y ha destacado el esfuerzo hecho por Ciegsa para la construcción de colegios en una época en la que había un déficit de instalaciones para atender la legislación estatal.

Según Caturla, si a una determinada obra se le hacen modificados u obras complementarias nuevas por necesidades funcionales del centro, por necesidades de mayor escolarización o por problemas geotécnicos, "eso no es un sobrecoste, es un mayor coste".

Caturla se ha ofrecido a los parlamentarios para analizar con ellos cada uno de los expedientes adjudicados durante su etapa y ha dicho: "Si hubiera en ellos alguna responsabilidad de mis actos quiero asumirla. No quiero eludir mis responsabilidades porque se que se ha hecho todo correctamente y legalmente".

Ha asegurado que hasta que asumió el cargo de consejero delegado no tuvo poderes en la empresa ni capacidad de decisión, algo que correspondía al gerente y al asesor del presidente.

A preguntas de los diputados, ha negado que hubiera una limpieza étnica en la empresa, sino que se produjo una nueva organización, algo que ve normal al entrar un nuevo gobierno, y ha afirmado que él no contrató a los arquitectos Joan Vergara o Elena Bosque porque no tenía capacidad de contratar, pero sí avaló esas contrataciones por ser "brillantes profesionales".

Ha afirmado que todos los técnicos que han estado trabajando con él "son profesionales y personas honradas" y ha asegurado que pone "la mano en el fuego por todos ellos" porque han hecho las cosas "correctamente e impecablemente".

También ha dicho que nunca habló "nada de esta empresa" con el expresident de la Generalitat Francisco Camops, de quien ha dicho que hizo un trabajo "excelente", igual que lo hizo el entonces conseller de Educación, Esteban González Pons, al que se ha referido como "un magnífico político y profesional".

Preguntado por el despido de un empleado de Ciegsa tras negarse a incrementar el coste de una obra adjudicada a Sedesa, Caturla ha dicho que esa obra "no tuvo sobrecostes", ha afirmado que nunca ha presionado a ningún técnico y ha señalado que el motivo del despido fue que era necesario alguien con dedicación exclusiva.

Fotos

Vídeos