Otra incompatibilidad en el Consejo Rector amenaza la elección de Empar Marco

Empar Marco, directora de À Punt, durante una comparecencia en Les Corts. / D. Torres
Empar Marco, directora de À Punt, durante una comparecencia en Les Corts. / D. Torres

Vicent Vergara incumple la ley de la nueva RTVV al nombrar a su mujer administradora única de Publicaciones Turia

JOAN MOLANOValencia

Una nueva incompatibilidad en el Consejo Rector de la Corporación Valenciana de Medios de Comunicación podría poner en peligro el nombramiento de Empar Marco como directora general de À Punt y provocar el cese del consejero implicado. La irregularidad se mantiene desde comienzos del año pasado. Vicent Vergara, vocal propuesto por el PSPV dimitió como administrador único de la empresa Publicaciones Turia el pasado 20 de enero, como refleja un escrito notarial al que ha tenido acceso este periódico, y su mujer, Milagros Belinchón, pasó a ocupar ese puesto. Según el artículo 15 de la ley de la nueva RTVV, la condición de miembro del órgano de administración es incompatible con cualquier vinculación directa o indirecta, a través de familiares de primer grado de consanguinidad y matrimonio, con empresas audiovisuales o de servicios de la sociedad de la información, en este caso la mercantil Cartelera Turia.

Más información

Vergara, junto al resto de miembros del Consejo Rector, tomó posesión del cargo el 26 de octubre de 2016. En ese momento era también director de Cartelera Turia y administrador único de Publicaciones Turia Sociedad Limitada, dos funciones incompatibles con su nuevo cargo público. El artículo 15 de la ley del Servicio Público de Radiodifusión recoge que si un consejero se encuentra en alguno de los supuestos de incompatibilidad, dispone de tres meses para adecuar su situación a lo que establece la norma. Vergara cumplió el plazo, firmó ante notario su dimisión como administrador único de la sociedad el 20 de enero de 2017, dos meses y 20 días después de ser nombrado vocal del consejo, aunque designó a su esposa como nueva gestora de la sociedad. El cambio figura en el Registro Mercantil del 28 de febrero de 2017.

El futuro de Vergara depende ahora de lo que decida el Consejo Rector y Les Corts. En el apartado d) de la ley de la Corporación se recoge que la separación de éste deberá ser aprobada por el parlamento valenciano, a propuesta del órgano de administración, por causa de incompatibilidad sobrevenida o por acuerdo motivado de dicho consejo. Además, Vergara no podría volver a ser escogido consejero una vez cesado, aunque su esposa dejara su cargo.

El papel de Vergara en la elección de Empar Marco como directora general de À Punt resultó clave

El papel de Vergara en la elección de Empar Marco como directora general resultó clave. Fue él quien valoró ese proyecto. Le dio una de las notas más altas, 91 puntos, según figura en las actas, como publicó El Mundo y a las que ha tenido acceso este periódico. Esa puntuación compensaba el pésimo resultado de Marco con su currículum, que la situó en la cola de la lista de candidatos, pero propició que pasase a la última fase del proceso, la entrevista personal, y que resultase vencedora.

Se trata de la segunda incompatibilidad que se da en el órgano de administración de À Punt. La representante sindical María Dolores Navarro, como publicó este diario el pasado abril, desempeñó de manera simultánea su puesto como consejera con otro de alta dirección en UGT. El consejo negó la ilegalidad. Sin embargo, el pasado 30 de diciembre la ley sufrió una modificación en ese sentido que se publicó en el DOGV el 30 de diciembre. En el artículo 15 de la ley de la CVMC desapareció la incompatibilidad de ser miembro del Consejo Rector con el ejercicio de funciones de alta dirección en organizaciones sindicales o empresariales y se mantuvo sólo serlo en partidos políticos

El consejero aseguró a LAS PROVINCIAS que tiene «la conciencia tranquila, lo he hecho todo en el marco de la ley, como en toda mi vida». Señaló que «era consciente de que debía hacer este cambio» pero «encontrar un nuevo administrador, una persona de confianza que llevase la gerencia me llevó tiempo», agregó a pesar de que su sustituta fue su mujer. Además indicó que se demoró en cesar por sufrir «un terrible ataque de ciática» que le tuvo «encamado un mes».

Fotos

Vídeos