El Gobierno contesta a Mulet que no va a cesar al delegado del Gobierno

EP

valencia. El Gobierno ha respondido al senador de Compromís Carles Mulet que «no tiene intención» de cesar al delegado del Gobierno en la Comunitat, Juan Carlos Moragues, tras los incidentes ocurridos en València durante la celebración el pasado 9 d'Octubre del Dia de la Comunitat Valenciana.

El senador presentó dos preguntas al Ejecutivo, una sobre «por qué se permite desde la Delegación de Gobierno que se profieran gravísimos insultos y amenazas a cargos públicos durante la procesión cívica» del 9 d'Octubre y otra sobre si piensa el Gobierno cesar al delegado «por dar impunidad a los grupos de extrema derecha en Valencia», aludiendo a los altercados en la manifestación de la tarde.

El Gobierno explica a Mulet que el operativo de seguridad con motivo del 9 d'Octubre se planificó previamente y la Comisaría Provincial de Valencia elaboró un complejo dispositivo de seguridad con una prioridad: la protección de las personas y de los bienes. Por la mañana prestaron servicio 530 agentes de la Policía Nacional y por la tarde 514, casi el doble que el año anterior, detalla. Además, la Policía Local aumentó su dispositivo con 20 efectivos más. Respecto a la Procesión Cívica, señala que la seguridad de los participantes corresponde a la Policía Local y «lo prioritario en estos casos es garantizar el ejercicio del derecho fundamental de manifestación».

En cuanto a la manifestación de la tarde, convocada por la 'Comissió 9 d'Octubre', indica que a esta manifestación asistieron unas 700 personas, a las que se unieron otras 300 personas «en una concentración no comunicada de CUP, Arran y Endavant. Por otro lado, hubo otra concentración en los alrededores de la plaza de San Agustín, de unas 5.000-7.000 personas en defensa del valencianismo. Se identificaron a 13 personas y se remitió el expediente a la Fiscalía.

Fotos

Vídeos