Empresas adjudicatarias de Taula no justifican los pagos atribuidos al PPCV

Directivos de algunas de las firmas investigadas señalan a sus superiores ante el juez o bien alegan no recordar nada

EFE / S.P.

valencia. Directivos de algunas de las firmas adjudicatarias del Ayuntamiento de Valencia en la etapa del PP comparecieron como testigos ante el juez que investiga la supuesta financiación ilegal de este partido y no pudieron justificar pagos que la Guardia Civil sostiene que hicieron de forma encubierta al partido. Según explicaron fuentes jurídicas, los testigos trasladaron la responsabilidad a sus superiores o predecesores en el cargo -contradiciendo expresamente declaraciones de otros testigos en algunos casos- o bien alegaron no recordar nada.

Se trata de representantes legales de las firmas Secopsa, Fovasa, Lubasa y Sociedad de Agricultores de la Vega (SAV), unas declaraciones que se suman a las del pasado 27 de octubre sobre este mismo asunto y que mantuvieron el mismo hilo argumental, es decir, que no aportaron luz sobre los pagos que se sospecha se realizaron de forma irregular al PP.

La declaración del representante de Lubasa era de las más esperadas. Esta empresa ya reconoció su participación en la financiación ilegal del PP a cambio de menos de dos años de cárcel en una de las piezas separadas de la trama Gürtel.

La falta de explicación de los empresarios, a juicio de los investigadores, refuerza la idea que defendió la Guardia Civil en sus informes sobre la ausencia de relación comercial alguna que justificasen las aportaciones económicas por parte de las empresas a Laterne, la empresa que organizó las campañas electorales del PP que encabezó Rita Barberá en 2007. Ninguno de los empresarios interrogados ayer explicó en qué consistieron dichas operaciones, pero su posible responsabilidad penal está extinguida por prescripción. Tampoco nadie apuntó a una relación con el exvicealcalde Alfonso Grau.

El pasado 27 de octubre, uno de los directivos de SAV admitió haber hecho una aportación de 500.000 euros «a fondo perdido» para la creación de una empresa (Product Management Council), con la participación de firmas importantes, para acometer iniciativas singulares o grandes proyectos.

Fotos

Vídeos