Compromís arremete contra el Rey y le acusa de «insensible y partidista»

Oltra y Micó junto a otros dirigentes de Compromís durante una reunión de partido. / irene marsilla

Oltra considera que su discurso dinamitó los «puentes» y el conseller de Transparencia cree que la ciudadanía se aleja de la Corona

A. C./ EP

Valencia. El discurso de unidad trasmitido el pasado martes por el Rey ante la fractura social creada por el proceso independentista catalán no gustó nada a los dirigentes de Compromís. Desde la formación nacionalista arremetiron duramente contra Felipe VI por lo que consideraron un mensaje «partidista» que convirtió al monarca en un «portavoz del PP» y mostró «una falta de sensibilidad total».

Un gran número de dirigentes de Compromís mostraron su rechazo por las palabras del monarca. Unas críticas que fueron una constante en las redes sociales. Mónica Oltra, vicepresidenta de la Generalitat, destacó que el Rey cree que se puede opinar «libremente en democracia» siempre que se piense lo mismo que el monarca. Para Oltra el mensaje que dirigió a los españoles muestras que «los puentes» están «dinamitados». Estos comentarios llevaron a Mari Carmen Sánchez, portavoz de Ciudadanos en Les Corts, a anunciar que su partido presentará una iniciativa para pedir la reprobacións de la la vicepresidenta. Para Sánchez es «una vergüenza para la Comunitat que sus representantes se posicionen a favor de pervertir el Estado de derecho y pisotear los derechos de todos».

Otros miembros del Ejecutivo valenciano también se pronunciaron contra el Rey. Manuel Alcaraz, conseller de Transparencia, aseguró que «la Corona se ha alejado de una parte de la ciudadanía, no solo de los independentistas». En redes sociales fue una constante que dirigentes de la coalición compartiesen imágenes con el retrato del monarca boca abajo, como la que realizó el jefe de gabinete de Oltra, y mensajes comparándo al monarca con Felipe V. Hasta la cuenta oficial del Bloc, el partido mayoritario dentro de Compromís, ironizó con si Felipe VI vivía «en el mismo mundo» que el presidente Mariano Rajoy.

Pero las declaraciones contra el Rey no solo tuvieron lugar en la red. Representantes de Compromís arremetieron contra Felipe VI en una rueda de prensa que tuvo lugar ayer en Castellón en la que presentaron una campaña a favor de un nuevo sistema de financiación. En el acto intervinieron tres pesos pesados de la coalición: el senador Carles Mulet; Àgueda Micó, secretaria general del Bloc, y Mònica Àlvaro, portavoz adjunta de Compromís en Les Corts. Mulet señaló que el Rey «acabó convirtiéndose en un portavoz del Gobierno y el mensaje que dejó entre líneas es: mano dura y aplicar el 155». El senador confesó que no se esperaba «un papel diferente al que tuvo» aunque sí que fuera más «sensible» e instara «al diálogo». Para Mulet los acontecimientos que están teniendo lugar en Cataluña sólo demuestran un «fin de ciclo político» en el que «todos están intentado guardar su silla, y el rey primero».

Micó criticó que en el discurso de Felipe VI no hubiera una «mención a la violencia que hubo el fin de semana» y que no se atribuyese ninguna culpa al Gobierno Central por la situación actual. Micó afirmó que «aquí no hay buenos o malos, sino personas responsables y la responsabilidad recae sobre aquellas personas que gobiernan un estado y que no son capaces de dialogar durante más de diez años». Para la dirigente nacionalista «es muy triste que una persona que debería tener un papel de mediador acabe teniendo un papel tan partidista».

Àlvaro recalcó que no le sorprendió la intervención del Rey, que, en su opinión, mostró «una falta de sensibilidad total hacia las personas represaliadas, que hoy están todavía más ofendidas que ayer» y no dudó en indicar que, para ella, «lo más importante que pasaba ayer a las nueve de la noche en Madrid es que había valencianos que estaban reivindicando el Corredor Mediterráneo».

Fotos

Vídeos