Las Provincias

El exconseller Rafael Blasco. :: EFE
El exconseller Rafael Blasco. :: EFE

Una de las firmas vinculadas al caso Cooperación facturó también al hospital

  • La empresa de Tauroni GCS que aparece como adjudicataria del centro sanitario intervino en el entramado que causó la condena del exconseller

Investigaciones distintas con personajes comunes. Apellidos que se repiten, empresas que reinciden. En la investigación de las contrataciones realizadas en el Hospital General de Valencia aparecen firmas que resultan conocidas en las dependencias policiales. En el caso del centro sanitario provincial, una empresa informática de Augusto César Tauroni facturó por servicios informáticos relativos a la página web. Esa firma (General de Comunicaciones y Servicios SL, GCS) también realizó trabajos para la Fundación Solidaria Entre Pueblos, uno de los focos del conglomerado de entidades vinculadas con el caso Cooperación por el cual Rafael Blasco, exconseller del PSPV y PP durante tres décadas, acabó condenado y encarcelado.

La diputada de Esquerra Unida (EU) y vicepresidenta en la Diputación de València, Rosa Pérez, aseguró ayer que en la supuesta trama que está investigando la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal de la Policía Nacional (UDEF) por adjudicaciones en el hospital, «el modus operandi es el mismo que el resto que han salido a la luz y se dan muchas pautas del caso Cooperación», por el que precisamente cumple condena el exconseller. Según consta en la denuncia que en 2014 interpuso ante la fiscalía la diputada de EU en Les Corts Marina Albiol, «una respuesta parlamentaria del conseller de Sanidad, Manuel Llombart» confirmó que «la empresa General de Comunicaciones y Servicios SL facturó pequeñas cantidades de dinero al hospital».

«A nosotros se nos acumulen las denuncias y a ellos se les acumulan los compañeros en Picassent», ha indicado Pérez, que ha revelado que el último informe de la Sindicatura de Comptes determinó que la empresa Out Log SL., adjudicataria de la Conselleria de Sanidad y del Hospital General de Valencia con el anterior gobierno del PP y denunciada por EUPV ante Fiscalía, «no podía ser contratista» ni desarrollar las funciones de contratación.

La fiscalía ya abrió en 2013 diligencias de investigación penal para analizar la adjudicación de contratos de la Generalitat al empresario Augusto Tauroni en Sanidad, además de los contratos relacionados con el caso Cooperación. Hay un causa abierta en el juzgado de Instrucción número 5 en el que se investiga el amaño del Abucasis, el sistema de gestión informática de los centros de salud. En 2001, cuando Blasco era conseller de Bienestar Social, GCS ya logró el concurso del servicio de atención del teléfono de asistencia a los mayores.