Las Provincias

La exconcejal Alcón. :: d. t.
La exconcejal Alcón. :: d. t.

Otros cuatro investigados piden el archivo del caso del blanqueo

valencia. Las previsiones se están cumpliendo. Otros cuatro investigados por el blanqueo en el Grupo Municipal del PP han solicitado el archivo de su causa tras el sobreseimiento que el Tribunal Superior de Justicia acordó sobre el aforado Miquel Domínguez. El instructor todavía no ha resuelto ninguna de estas peticiones.

La defensa de Mari Carmen García Fuster pidió en su día, quizá como paso previo a una resolución similar, que se incorporara a la causa la declaración en el TSJ de María José Alcón. La exconcejal compareció allí como testigo frente a la condición de investigada que mantiene en la causa general, que se sigue en el juzgado de Instrucción 18 de Valencia. Durante su declaración lo negó todo, y aclaró que cuando mantuvo la reveladora conversación del blanqueo con su hijo se encontraba medicada y hospitalizada. El fiscal se ha opuesto a que se incorpore este testimonio, según esta última resolución judicial. La que fuera secretaria del Grupo Municipal, Mari Carmen García-Fuster, también ha solicitado en el juzgado que se devuelvan los dispositivos intervenidos en su detención.

La causa de los zombies

Las diferentes piezas en las investigaciones derivadas del caso Imelsa avanzan a ritmo diferente. La más avanzada es la de los zombies en la sede de la empresa pública. El reciente informe de la Intervención certificaba la ilegalidad de las contrataciones de asesores con independencia de que fueran o no a trabajar. Esta investigación podría estar ya en su recta final. No parece que ocurra lo mismo con el resto de asuntos ni especialmente con la causa del blanqueo. Las pesquisas se ampliaron, además, a la financiación ilegal del PP y durante varios comicios. De hecho, todavía existe en esta pieza una parte bajo secreto, la de las irregularidades durante la campaña de 2007.