Las Provincias

Susana Díaz ve compatible la presidencia autonómica y la Secretaría General del PSOE

Susana Díaz.
Susana Díaz. / Román Ríos (Efe)
  • La presidenta andaluza ha señalado que la opción de dirigir la formación socialista no depende de ella y ha lamentado que se ponga el "foco" en un debate de personas

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha considerado hoy que estar al frente de una comunidad autónoma y de la Secretaría General del PSOE puede ser compatible "siempre y cuando se pongan por encima de todo los intereses de la gente".

"No se puede ser socialista sin defender Andalucía; un socialista lleva en el ADN la defensa de la igualdad, y para Andalucía eso es clave porque cuando hay desigualdad nos va mal", ha dicho Díaz en una entrevista en Canal Sur Televisión, al ser preguntada si cree que es "compatible" ser presidenta de la Junta y secretaria general.

"Para mí -ha proseguido- la mayor garantía es ser socialista y defender Andalucía, y se puede ser secretario general de un partido y presidente de Andalucía siempre y cuando se pongan por encima de todo los intereses de la gente. Ser socialista y defender esta tierra es algo indisoluble", ha sentenciado.

Interpelada sobre si tiene decidido optar a la Secretaría General del PSOE, ha indicado: "Es que no se trata de mí", tras lo que ha lamentado que se ponga el "foco" en un debate de personas.

"Primero hablemos de qué queremos hacer y luego veamos quién tiene en este momento las mejores condiciones para ponerse al frente", ha apostado Díaz, que ha insistido en que ella va a estar donde quieran sus compañeros, donde le pongan.

Pero hasta entonces, según ha asegurado, no va a dejar que sus compañeros le hablen de la posibilidad de presentarse porque lo que le preocupa es que el PSOE sea "un instrumento útil".

Preguntada si se arrepiente de alguna actuación en las últimas semanas, ha asegurado: "Todas las decisiones que tomo lo hago pensando siempre en lo mejor para mi tierra", tras lo que ha insistido en que si el PSOE "no es útil a Andalucía, a España y a la gente, no tiene sentido".

"Es muy importante para este país lo que haga el PSOE; cuando el PSOE está débil y distraído a España le va mal y a la mayoría de la gente", ha reflexionado la presidenta andaluza, que ha apostillado: "Lo otro vendrá después y hablaremos de todo".

Preguntada si se arrepiente de haber "avalado" en su día a Pedro Sánchez como candidato a la Secretaría General, ha dicho que en aquel momento votaron lo que creían en un momento "difícil" en el que el PSOE estaba "dividido".

"Pedro Sánchez ha hecho lo que ha podido, seguro que ha querido hacer lo mejor, pero la realidad es que dos años después no ha servido y tenemos que repensar en cuál es ese proyecto de mayoría", ha resaltado, tras lo que ha subrayado que en el Comité Federal los socialistas han votado y han decidido que "no era el camino correcto".

Ha asegurado que nunca le van a escuchar "una mala palabra" hacia nadie que haya sido secretario general del PSOE y ha señalado que si Pedro Sánchez viene a Andalucía, dentro de su gira anunciada por España, "tendrá la puerta abierta, como todos los compañeros que piensen que pueden liderar un proyecto en el PSOE".

Por otra parte, ha calificado de "razonable" el acuerdo entre el PNV y el PSE para formar un gobierno de coalición en Euskadi y, tras destacar que abre "un camino diferente", ha considerado "llamativo" que a Bildu y Podemos "no les guste" ese pacto.

Sobre el PSC, ha reiterado que su deseo es "seguir caminando de la mano", pero "con lealtad".