Las Provincias

Olivas: «Desde el primer momento querían sentarme en el banquillo»

Olivas, entre su esposa y Cotino, durante el juicio.
Olivas, entre su esposa y Cotino, durante el juicio.
  • La Fiscalía mantiene la petición de tres años de prisión por cobrar 580.000 euros por un asesoramiento cuando era presidente de Bancaja

El exvicepresidente de Bankia y expresidente de la Generalitat valenciana, José Luis Olivas, ha asegurado hoy que "desde el primer momento" ha habido una estrategia contra él, la de sentarle "en el banquillo" de los acusados.

Olivas ha hecho estas declaraciones a los periodistas tras declarar en el Juzgado de lo Penal número 6 de Valencia en la última jornada del juicio por los presuntos delitos contra la hacienda pública y falsedad documental.

La Fiscalía de Valencia mantiene la petición de tres años de prisión para Luis Olivas, por cobrar 580.000 euros por intermediar y asesorar al empresario Vicente Cotino en la venta de unas acciones eólicas del grupo Sedesa a Iberdrola, aunque finalmente se las quedó Sedesa.

En esta vista se han enjuiciado unos hechos cometidos en 2008, cuando una empresa de Olivas, Imarol SR, cobró 580.000 euros por asesoramiento a una mercantil del empresario Vicente Cotino, sobrino del ex director general de la Policía, exconseller con el PP y expresidente de Les Corts Valencianes, Juan Cotino.

Olivas ha destacado que su intervención en la operación que negoció ha sido "desde el primer momento absolutamente legal, ética y compatible con las obligaciones que tenía como presidente de Bancaja y como consejero de Iberdrola".

También ha señalado que "no fue Iberdrola quien compró, sino Endesa" y ha aclarado que él no era "consejero de Iberdrola Renovables, que era quien estaba negociando y con quien hizo la oferta".

"Ha habido permanentemente insinuaciones sobre mi comportamiento, sobre qué escondía esa factura, cuando queda clarísimamente, es evidente, que esa factura se debe a una operación en la que yo intervine y en la que Bancaja ganó 33 millones de euros, y el señor (Vicente) Cotino, que tenía mayor participación en la sociedad, 39 millones de euros", ha dicho.

El exdirectivo de Bankia ha considerado que su declaración hoy en el juzgado responde a una estrategia, la de sentarse "aquí, en el banquillo, desde el primer momento", y preguntado respecto a con qué intención, ha dicho que eso "hay que preguntárselo a quien lo hizo".

También ha señalado que no tiene "ni la menor duda" de que lo que hizo no era incompatible