Las Provincias

Iglesias y Errejón miden sus fuerzas en el duelo que marcará el futuro de Podemos

vídeo

Íñigo Errejón y Pablo Iglesias. / Sergio Pérez (Reuters) | Vídeo: Atlas

  • Ramón Espinar y Rita Maestre pugnan por el liderazgo de la formación en la Comunidad de Madrid, una batalla considerada como la antesala de la próxima Asamblea Ciudadana

  • El parlamentario 'pablista' asegura sentirse "muy reforzado" tras la polémica por la compraventa de un piso

Los militantes de Podemos en la Comunidad de Madrid tienen desde este sábado en sus manos el futuro de la formación, ya que la votación a la que están llamados a participar hasta el miércoles no sólo servirá para renovar la dirección del partido en esta región sino también para que el líder del partido morado, Pablo Iglesias, y su secretario Político, Íñigo Errejón, midan sus fuerzas de cara al nuevo Vistalegre que el partido morado celebrará en unos meses para renovar su estrategia política y su modelo organizativo.

La Comunidad de Madrid, génesis del partido morado y cuna de la mayoría de sus principales dirigentes, representa para Podemos su organización territorial más importante en términos de influencia política, presencia y número de militantes -es la que más tiene, más de 75.000-. Además, se trata de la primera vez que Iglesias y Errejón enfrentan claramente ante las bases sus diferentes proyectos para el futuro del partido, tras meses de debate interno.

Por todo ello, este proceso autonómico es considerado la antesala de la próxima Asamblea Ciudadana, tanto por los 'pablistas', agrupados con los anticapitalistas en la candidatura Juntas Podemos y liderados por Ramón Espinar, como por los 'errejonistas', representados en la lista Adelante Podemos que encabeza Rita Maestre. Mientras que las tesis de Iglesias defienden un Podemos "rebelde", que siga "dando miedo" a las élites y que se vuelque en "cavar trincheras en la sociedad civil", las de Errejón apuestan por construir un Podemos "amable", que trabaje en la calle pero que no descuide las instituciones para demostrar a la ciudadanía que son "útiles".

Clave

Ambos sectores son conscientes de que ganar el control de esta organización territorial puede ser la clave para tomar la delantera y jugar con ventaja a la hora de abordar el gran debate estatal y defender sus tesis, tal y como reconocen varios dirigentes del partido morado. De hecho, admiten que de imponerse los 'errejonistas' en la votación que se celebrará entre este sábado y el miércoles 9, el liderazgo de Iglesias se vería afectado. Si por el contrario, Espinar se hace con la Secretaría General madrileña, serán los de Errejón los que en el debate posterior tengan más dificultades para imponer su visión de lo que debe ser Podemos en el futuro.

Así, muchos de los principales colaboradores de los dos máximos dirigentes del partido se han volcado en este proceso e incluso forman parte de las candidaturas. Es el caso, por un lado, de los asesores de Iglesias dentro de la Secretaría General Estatal, Fran Casamayor y Dina Bousselham, integrantes de la candidatura de Espinar; y por otro, del coordinador de la Secretaría Política que dirige Errejón, Rodrigo Amírola, y del responsable de Discurso, Jorge Moruno, ambos en la lista de Maestre.

La polémica de Espinar

Además, la polémica en la que se ha visto envuelto esta semana el candidato de Juntos Podemos, por la compraventa de un piso protegido que realizó en 2010, con la que sacó una plusvalía de 19.000 euros, ha llevado a Iglesias y los suyos a defender a ultranza no sólo al senador sino también a su proyecto para Podemos Madrid, alejándose así de la neutralidad que se espera de la dirección estatal del partido en este tipo de proceso.

"Evidentemente hay grupos de poder que tienen un interés en que determinadas facciones ganen dentro de Podemos. Claro que sí, que hay grupos de poder que tienen interés en que ganen unos y no otros, y ahora atacan a Ramón porque han decidido que es mi candidato", aseguró Iglesias el jueves, dando a entender que las informaciones sobre Espinar respondían a una estrategia de sus "adversarios" para facilitar la victoria de los 'errejonistas' en la 'batalla por Madrid'. La misma línea ha seguido Espinar este mismo sábado, cuando ha declarado que se ha sentido "muy reforzado" para presentarse a secretario general "cuando hay un medio de comunicación que decide que no lo sea". "Cuando hay un poderoso que decide que no sea secretario general de Madrid es que algo estás haciendo bien", ha apostillado.

De momento, en el primer asalto que tuvo lugar la semana pasada, en el que los inscritos decidieron con su voto la estrategia política y modelo organizativo que deberá seguir la nueva dirección madrileña, los de Maestre se apuntaron un tanto, ya que sus propuestas fueron las más votadas en nueve de las diez categorías. Los de Espinar sacaron adelante, sin embargo, el que ellos mismos calificaron como el documento más importante: el que versaba sobre la estrategia política. De ahí que, sobre todo entre los 'pablistas', se haya generado la sensación de que ambas candidaturas están en una situación de "empate técnico". "La cosa está muy ajustada y va a seguir habiendo un debate emocionante", aseguró el propio Iglesias. Los resultados de ese desempate se darán a conocer el próximo viernes, 11 de noviembre.