Las Provincias

El exdiputado socialista Rafael Rubio, imputado por los contratos en Imelsa

El exdirigente socialista durante una intervención en Les Corts. :: txema rodríguez
El exdirigente socialista durante una intervención en Les Corts. :: txema rodríguez
  • El instructor investiga a otros dos exdiputados provinciales, mientras archiva la causa a tres directivos por el amaño del call center

La apertura de una causa penal a Rita Barberá no fue la única novedad que generaron ayer las numerosas piezas judiciales del caso Imelsa. El juez acordó la citación como investigado de Rafael Rubio, quien fuera candidato a la alcaldía de Valencia y diputado autonómico y provincial. Se trata de uno de los referentes del PSPV en la ciudad que ahora se ha visto salpicado por las irregularidades en la empresa pública. Su imputación está relacionada con las presuntas indicaciones que dio para que se realizaran determinadas contrataciones de personal en Imelsa. La sociedad dependiente de la Diputación pagaba la nómina pero, en realidad, no desempeñaban ninguna labor allí.

No es el único alto cargo implicado en este asunto. También acudirán al juzgado el próximo 7 de octubre el exdiputado socialista Raúl Pardos y el exdiputado del PP, Salvador Enguix. Un exasesor de esta formación política, de las Nuevas Generaciones del PP, igualmente deberá comparecer en la misma sala.

Mejor suerte corrieron ayer el exdirigente de la UGT investigado por cobrar más indemnización de la que le correspondía. Honori Estornell ya no está imputado. La causa también se sobreseyó para su hijo. Sus explicaciones convencieron al juez quien en un reciente auto ya avanzaba que archivaría la causa salvo sorpresa monumental en la última comparecencia de Marcos Benavent. El instructor concluye que no existen indicios de una «conducta malversadora» y que tampoco existió un pacto con el hijo «para enriquecerse personalmente» a raíz del despido del progenitor. El exdirigente de la UGT sí negoció más dinero en la indemnización a cambio de no llevar su despido a los tribunales. Censura, no obstante, el hecho de que el sindicalista pudiera exigir la contratación de determinadas personas a cambio de su salida de la sociedad, aunque esta reproche no entraría en el ámbito de lo penal.

El call center

También recibieron buenas noticias tres investigados en la pieza del amaño del call center. El magistrado anunció ayer el archivo de la causa para Enrique Grau, exdirector jurídico de Imelsa y secretario de la mesa de contratación, el exdirector Financiero y vocal de la mesa de contratación, José Enrique Montblanch, así como el también vocal de la mesa de contratación y exjefe de la Unidad de procesos masivos tributarios de la empresa.

El magistrado consideró que sus argumentos fueron precisos y coherentes y coinciden, además, con información que ya consta en la causa. Por tanto, los indicios contra los directivos se han debilitado y sería excesivo que siguieran bajo la condición de investigados, según la resolución judicial.