Las Provincias

El Parlament rechaza una moción que pedía «reiterar el respeto al ordenamiento constitucional»

Artur Mas.
Artur Mas. / Toni Albir (Efe)
  • El texto presentado por el PP contenía otros puntos que también han sido rechazados, como reprobar al conseller de Presidencia y frenar la construcción de las estructuras de Estado

El Parlament ha rechazado, con los votos de CiU, ERC, ICV-EUiA, la CUP y la diputada no adscrita Marina Geli, una moción del PP que recogía que la Cámara "reitera el respeto al ordenamiento constitucional y estatutario".

La moción, a la que el PP y C's han votado a favor y el PSC se ha abstenido, contenía otros puntos que también han sido rechazados, como disolver el Consell Assessor per a la Transició Nacional (CATN), reprobar al conseller de Presidencia Francesc Homs y frenar la construcción de las estructuras de Estado.

El diputado Santi Rodríguez (PP) ha cargado contra "los partidos que quieren romper Cataluña y España", y ha asegurado que es una mentira que las elecciones del 27 de septiembre puedan ser consideradas como plebiscitarias.

El Parlament también ha rechazado otro punto con el que el PP buscaba constatar que unas elecciones autonómicas "sólo sirven para la elección de un nuevo parlamento autonómico que ejercerá las funciones que, constitucionalmente y estatutariamente, tiene encomendadas". "La nueva mentira del Govern son las elecciones plebiscitarias. No existen. Las del 27-S son unas elecciones que no servirán para cambiar de país. Lo que pretendemos es que sirvan para cambiar de gobierno y no de país", ha sentenciado Rodríguez.

La Cámara también ha rechazado instar al Govern a cesar el comisionado para la Transición Nacional, Carles Viver-Pi Sunyer, y permitir a los grupos acceder a los informes de la Generalitat derivados de la contratación de la empresa Independent Diplomat.

C's ha apoyado el texto del PP y ha incluido algunas enmiendas, y la diputada Inés Arrimadas ha cargado contra las estructuras de Estado y el proceso soberanista: "La Generalitat no puede gastarse lo que no tiene en lo que no debe".

"Abstención política" del PSC

El PSC ha hecho una abstención política a todos los puntos de la moción ya que, según el diputado Maurici Lucena, no es una iniciativa para encontrar soluciones a la situación de Cataluña con el resto de España, sino para "alimentar la confrontación, la radicalización y la polarización de la política catalana".

Lluís Salvadó (ERC) ha expuesto que las estructuras de Estado son imprescindibles para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, mientras que Albert Batalla (CiU) ha defendido que el proceso soberanista es la respuesta proactiva de la sociedad catalana a un Estado que sólo quiere recentralizar: "Disculpen las molestias pero estamos construyendo un nuevo país".

Homs, sin reprobación

También se ha rechazado un punto de la moción que pedía la reprobación del conseller de Presidencia, Francesc Homs, por una actitud "nada transparente" sobre las estructuras de Estado y sobre el calendario de su implementación. Además, el texto buscaba censurar al también portavoz del Govern por dar cobertura institucional a la emisión de monedas conmemorativas del Tricentenario, y por "expresar el deseo de aislar los catalanes en función de la ideología que expresen".

El PP ha retirado un punto de la moción en que se recogía que la Cámara catalana "felicita" a Societat Civil Catalana por la obtención del galardón Ciudadano Europeo 2014 que entrega el Parlamento Europeo, una decisión que ha tomado a instancias de la propia entidad y para "no politizar" el premio.

El diputado de ICV-EUiA Jaume Bosch ha recordado que su partido ha presentado una propuesta de resolución para debatir en comisión que se exprese una queja a la Eurocámara por este galardón, y ha asegurado que la entidad tiene "miembros de partidos fascistas".