Las Provincias

El PSOE expulsa a todos los militantes que tuvieron 'tarjetas opacas' de Caja Madrid

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez / Reuters
  • La decisión se ha tomado tras concluir la instrucción del órgano interno que ha investigado el caso, una vez finalizado el plazo de alegaciones de los implicados

La Comisión Ejecutiva Federald el PSOE ha expulsado definitivamente a los siete militantes que, como consejeros y directivos de Caja Madrid, dispusieron y utilizaron 'tarjetas opacas' proporcionadas por la entidad bancaria, entre ellos el exministro Virgilio Zapatero.

Según ha informado el PSOE en un comunicado, la decisión de elevar a definitiva la expulsión provisional se ha tomado tras concluir la instrucción del órgano interno que ha investigado el caso, una vez finalizado el plazo de alegaciones de los implicados.

De este modo, la expulsión afecta a los siete militantes que ya se encontraban expulsados del PSOE de manera provisional mientras se esclarecía su relación con los hechos. Conocida la propuesta de resolución del instructor, la dirección socialista considera que concurren las circunstancias que justifican esta medida.

Así, y tras haber actuado con "tantas garantías procesales como contundencia", recalca el comunicado, el PSOE ha decidido tramitar la expulsión de Angel Eugenio Gómez del Pulgar, Joaquín García Pontes, Virgilio Zapatero, José María de la Riva Amez, Gonzalo Martín Pascual, Ignacio Varela y Enedina Alvarez.

El exministro cargó duramente contra la dirección socialista por la decisión de suspenderle de militancia, que aseguró que está dispuesto a llevar a los tribunales, defendió su inocencia y tildó al líder de los socialistas de "justiciero".

El resto de implicados pidió su baja

El resto de militantes socialistas afectados por este caso habían perdido previamente esta condición al solicitar su baja voluntaria tras conocerse los hechos investigados o durante su investigación.

La Ejecutiva del PSOE considera justificada la expulsión definitiva al entender que no existe relación contractual que avale la entrega de la tarjeta a los militantes afectados ni sus condiciones de uso; que los gastos efectuados con las tarjetas no guardan relación alguna con actividades relacionadas con Caja Madrid, y que no está acreditado que hayan cumplido con sus obligaciones tributarias por los importes dispuestos con esta fórmula de pago, razón por la que el PSOE presentó también una denuncia ante la Agencia Tributaria en relación con estos hechos.