El valor de los periódicos

Steven Spielberg, en el centro, junto a Meryl Streep y Tom Hanks./
Steven Spielberg, en el centro, junto a Meryl Streep y Tom Hanks.

Tom Hanks y Meryl Streep dan vida al director y a la editora de 'The Washington Post' en 'Los archivos del Pentágono', filme dirigido por Steven Spielberg

OSKAR BELATEGUI

En 'Los archivos del Pentágono' aparecen redacciones ahogadas en el humo de cigarrillos y el traqueteo de las máquinas de escribir. Sus protagonistas son periodistas -casi todos hombres- que venderían a su madre por arrebatarle una exclusiva al diario rival. Gente sin vida propia. Solo Steven Spielberg puede poner el vello de punta con una escena en la que la mesa de un redactor se pone a vibrar: la señal de que las rotativas del 'Washington Post' han arrancado en los bajos del edificio. Hay mucho amor por los periódicos y quienes los hacen en 'Los archivos del Pentágono', un oportuno homenaje a una profesión que no atraviesa sus mejores momentos y un recordatorio de que sin prensa libre no hay democracia. En 1971 todavía se corría al kiosco al amanecer para descubrir las noticias en las portadas de diarios de papel. Es lo que hace el histórico director del 'Post' Ben Bradlee (Tom Hanks) para comprobar el bombazo que da su rival, el 'New York Times'. La filtración de un estudio encargado por el gobierno de Nixon a un 'think tank' demuestra que la guerra de Vietnam se sabía perdida de antemano. Y a pesar de ello las sucesivas administraciones enviaron a la muerte a 59.000 americanos.

'Los archivos del Pentágono' funciona como 'thriller' de investigación al narrar las pesquisas de los reporteros del 'Washington Post' para hacerse con los 'papeles' del Pentágono. Pero también es un recordatorio en la era Trump de que la libertad de expresión se defiende día a día desde una prensa que sirve de contrapeso al poder. Cuando los tribunales ordenaron al 'Times' que cesara en sus revelaciones porque ponía en peligro la seguridad nacional, Ben Bradlee tomó el relevo iniciando una espiral que acabaría poco después con el Watergate. La lección de historia del director de 'E.T.' no se agota en las heroicidades de los periodistas y los paralelismos con el presente. Meryl Streep encarna a Katharine Graham, la dueña del diario, que tuvo la valentía de enfrentarse a la Casa Blanca justo cuando el 'Post' salía a bolsa. Heredó el negocio familiar tras el suicidio de su marido y luchó por imponerse en un mundo de hombres. Mientras Bradlee hacía el trabajo sucio en la redacción, ella trataba de sacar el diario adelante en consejos de administración y fiestas con lo más granado de Washington. Cuando los banqueros le hablan del precio de las acciones ella todavía piensa en el número de redactores que ese dinero puede pagar. Nostalgias de periodistas aparte, 'Los archivos del Pentágono' es un peliculón que avanza sin desfallecer en ningún momento, atesora un guion inteligente que sabe de lo que habla y saca chispas del encuentro entre Hanks y Streep.

Fotos

Vídeos