Las Provincias

Claves alimenticias para un día de esquí

Las estaciones de esquí ofrecen múltiples alternativas a los usuarios
Las estaciones de esquí ofrecen múltiples alternativas a los usuarios / Candanchú
  • La dieta a seguir, que comienza en la cena del día anterior, invita a ingerir una buena cantidad de hidratos de carbono

  • Los expertos aseguran que es necesario tomar líquidos de forma continua

A pesar del desconocimiento generalizado, se ha convertido en los últimos años en uno de los pilares fundamentales a la hora de realizar cualquier deporte, y no es para menos. También en el esquí, donde la alimentación resulta clave antes y después de afrontar una dura jornada surcando las nieves de la estación, donde el consumo energético es muy grande desde las primeras horas de la mañana.

En la dieta que se debe llevar a cabo, los hidratos de carbono suponen el aspecto más importante, pues es el alimento que se utilizará durante la práctica deportiva. Una dieta que dará comienzo ya durante el día anterior, en el que será fundamental la ingesta de pasta o arroz junto a proteínas como el pollo o la ternera. Igual de importante resultan los minerales y las vitaminas que pueden aportar las frutas o las verduras.

Aunque, sin duda, la comida más importante es la de la mañana, donde se cometen grandes errores. El desayuno, que se realiza a primera hora y aporta mucha energía, debe ser bastante completo, a la vez que fácil de digerir. Los hidratos de carbono vuelven a ser una fuente básica, junto con las proteínas y, en esta ocasión, también las grasas de quesos curados o de frutos secos.

El alcohol ayuda a la deshidratación

La vestimenta, realizar un ejercicio tan intenso y el frío son factores que ayudan a perder muchos líquidos, por lo que otra de las claves se encuentra en ingerir líquidos de manera habitual, tales como el agua, las infusiones o los zumos. Una parada en la que aprovechar para comer, de nuevo, hidratos de carbono.

No será lo último a tener en cuenta, pues tras haber disfrutado de un gran día en la nieve sobre los esquís o la tabla de snow es necesario recuperar la temperatura corporal con una comida consistente. Los caldos y las sopas son una buena opción, acompañadas de alimentos como la patata, el arroz o la pasta.

Una manera perfecta de acabar una bonita jornada llevando a cabo una alimentación saludable y beneficiosa. Y aunque el alcohol sea uno de los complementos favoritos para muchos en las pistas, cabe recordar que ayuda a la deshidratación.