Las Provincias

Vuelve el foie

La primera vez que tomé foie fue en 1988 . Era un micuit casero que me sorprendió por su sabor graso, pero sutil y exquisito. En la década de los 90 se convirtió en todo un clásico, y pocos eran los restaurantes que no lo ofrecían en sus cartas cómo platos principal. A finales de la primera década del nuevo siglo fueron desapareciendo y era raro encontrarlo, solo las tiendas delicatesen lo solían tener. Desde hace unos meses estoy percibiendo y viendo una presencia del foie en muchas cartas, algo impensables hace unos años.